GP de Baréin F1 2019

Hamilton gana en Baréin, avería de Leclerc y hundimiento de Vettel

Doblete inesperado de Mercedes tras una hecatombe de Ferrari

Leclerc lidera con solvencia hasta que pierde un cilindro del motor

Vettel trompea y se viene abajo al verse adelantado por Hamilton

Sainz se toca con Verstappen, luego abandona con fallo de caja de cambios

AmpliarLewis Hamilton, vencedor tras la avería de Charles Leclerc en el GP de Baréin F1 2019 - SoyMotorLewis Hamilton, vencedor tras la avería de Charles Leclerc en el GP de Baréin F1 2019

Se llama Charles y se apellida Leclerc, y este domingo lo tenía todo de cara para alzarse con su primera victoria en la Fórmula 1 en el GP de Baréin. Lo había hecho todo perfecto: adelantó a Sebastian Vettel, dejó a Lewis Hamilton a ocho segundos. Pero falló lo único que no podía controlar: la fiabilidad. Una pérdida del MGU-H le privó de un triunfo que tenía su nombre. Lo recogió Hamilton, que previamente se había encargado de rebasar a un Vettel que se reencontró con los fantasmas de Italia 2018, con trompo y rotura de alerón al verse sobrepasado por el pentacampeón.

Más negativa ha sido la jornada de Carlos Sainz, cuyas opciones han quedado reducidas a cero tras verse involucrado en un lance de carrera con Max Verstappen en las primeras vueltas. El piloto español ha dañado su alerón delantero y pinchado un neumático cuando le disputaba la posición al holandés, sabedor de que podía ser el líder de la zona media. Para más inri, luego el madrileño se ha resentido de un fallo en su caja de cambios que le ha costado del orden de un segundo en cada giro.

El GP de Baréin era la segunda carrera de la temporada 2019 de Fórmula 1, a la que Valtteri Bottas llegaba como líder del Mundial de Pilotos con ocho puntos de ventaja sobre su compañero Lewis Hamilton después de su victoria dos semanas antes en el GP de Australia. El guion de Melbourne tuvo a Mercedes como gran protagonista, ante las dificultades de una Ferrari que ni siquiera llegó al podio ante sus dificultades para exprimir el SF90 tan bien como en los entrenamientos de pretemporada.

Pero dos semanas de trabajo dan para mucho en la Fórmula 1, y Ferrari las aprovechó para estudiar a fondo lo que había ocurrido en el Albert Park a fin de entender qué había ocurrido exactamente. El resultado de todo ese esfuerzo cristalizó en una preparación mucho más sobria en el GP de Baréin, donde Sebastian Vettel y Charles Leclerc dieron un salto de calidad notable desde los entrenamientos libres y recuperaron la superioridad que tanto optimismo había inspirado durante la pretemporada.

El Ferrari SF90 batió al Mercedes W10 por más de medio segundo en los tres entrenamientos libres, hecho que lo convirtió en favorito de cara a la sesión de clasificación. Y la cronometrada no decepcionó. Charles Leclerc hizo la vuelta rápida en la Q1 y la Q2, y repitió en la Q3 para anotarse su primera Pole Position en la Fórmula 1 a la edad de 21 años y 166 días. El monegasco se convertía así en el segundo 'Poleman' más joven de la historia, tan sólo por detrás de Sebastian Vettel –21 años, 72 días– y por delante de Fernando Alonso –21 años, 236 días–.

Sebastian Vettel salvó los muebles con la segunda posición de la parrilla, después de una actuación dubitativa que estuvo a punto de salirle muy cara. El alemán de Ferrari necesitó dos juegos del neumático blando en la Q2, hecho que le limitó a un único intento en la decisiva Q3. Sabedor de que no podía arriesgar en exceso porque el error sería fatal, el tetracampeón cedió 294 milésimas con su compañero, pero consiguió superar a Lewis Hamilton por tres pírricas centésimas, suficiente para partir desde la primera fila.

Carlos Sainz lideró la ofensiva de McLaren, que situó sus dos coches en la Q3 por primera vez desde el GP de Singapur de 2017. Con novedades en el fondo plano y los barge-boards, el piloto madrileño cuajó una actuación impoluta que le sirvió para ser séptimo y quitarse la espina de Australia, donde un Williams rezagado le condenó a la eliminación en la Q1. Sainz se quedó a 56 milésimas del líder de la zona media –Kevin Magnussen, Haas– y a 61 del Red Bull de Max Verstappen, quinto y condenado a bregarse con los equipos humildes ante la imposibilidad de imitar la velocidad de los líderes. Lando Norris se clasificó décimo, pero ganó una posición cuando los comisarios sancionaron a Romain Grosjean por obstaculizarle durante el transcurso de la Q1.

La carrera transcurriría bajo la atenta mirada de Fernando Alonso, que rendía su primera visita a la Fórmula 1 desde que se retiró de la misma al final de la temporada 2018. El asturiano acaparaba todas las miradas, ataviado él con la ropa oficial de una McLaren que ya le había confirmado en su alineación de cara a los test postcarrera, donde podría conocer el MCL34 y contribuir a su desarrollo.

Los compuestos disponibles para este evento eran el C1, el C2 y el C3, que se identificaron como el neumático duro, el medio y el blando respectivamente. Era la elección más conservadora posible, en previsión de la conocida abrasividad del asfalto. Los diez coches que llegaron hasta la Q3 lo hicieron con la goma de color rojo, lo que les condenó a empezar la carrera con ese mismo caucho. Por detrás, el mismo criterio. Toda la parrilla recurrió a la opción más extrema con la excepción del último coche de la parrilla, el Williams de Robert Kubica, que apostó por el medio.

salida-gran-premio-barein-2019-f1-soymotor.jpg

Vettel se pone líder en la salida

 

Salida. Sebastian Vettel reaccionó a la perfección y le arrebató la primera posición a Charles Leclerc en la aproximación a la primera curva, después de ganarle la línea interior. El monegasco, dubitativo, cedió terreno en la primera curva y quedó expuesto al ataque de Valtteri Bottas. El finlandés venía con inercia después de rebasar a Lewis Hamilton en la salida, y también dio cuenta de Leclerc en la frenada de la curva cuatro. Posiciones provisionales, porque Leclerc pronto daría cuenta del Mercedes para ponerse segundo y Hamilton superaría a Bottas para ser tercero.

Y Carlos Sainz iba a por todas. El piloto español se había puesto sexto después de adelantar a Kevin Magnussen en la arrancada y tenía en su mira al Red Bull de Max Verstappen. El McLaren tenía más ritmo. Sainz tiró de DRS para emparejarse con Verstappen en la aproximación a la curva 4. El MCL34 estaba por delante del RB15 al llegar a la frenada, pero Max no desistió de su trazada y los dos coches se tocaron. El peor parado fue Sainz, que rompió el alerón delantero, pinchó y cayó al fondo de la clasificación. Verstappen no sufrió daños. Dirección de Carrera determinó que se trataba de un mero lance de carrera.

Después del frenesí de los primeros compases, Charles Leclerc pronto se postuló como el Ferrari más rápido. El monegasco seguía el rebufo de Sebastian Vettel, al mismo tiempo que informaba a su ingeniero de que él podía tirar más. Al llegar a la sexta vuelta, Leclerc tiró de DRS y rebufo para atacar a su compañero. Le ganó la línea exterior y frenó más tarde en la primera curva, lo que le permitió emerger en el nuevo líder del Gran Premio. El teutón se la intentó devolver en la curva 4, pero no dio resultado.

El baile de paradas empezó en la vuelta 11. El primero en entrar fue Max Verstappen, que puso medios para intentar llegar hasta el final. El holandés cedía en aquel instante diez segundos sobre Leclerc, que lideraba con 3,4 segundos sobre Vettel y con 4,1 sobre un Hamilton que disponía de DRS sobre el segundo de los Ferrari. Valtteri Bottas llamaba a las puertas del podio a ocho guarismos del líder.

Bottas entró en la vuelta 12. En la 13, lo hicieron de forma simultánea tanto Leclerc como Hamilton. Charles siguió el guion previsto y calzó medios, pero Lewis se la jugó con blandos, lo que le comprometía a una nueva visita al Pit-Lane pero le daba la oportunidad de tener más ritmo. Esa superioridad fue determinante para ejecutar un 'undercut' de manual sobre Vettel, que entró en la 14 pero perdió posición.

carlos-sainz-mclaren-barein-2019-f1-soymotor.jpg

Sainz, con el coche dañado tras un toque con Verstappen

 

Después de las paradas, Charles Leclerc lideraba el Gran Premio con 3,7 segundos de ventaja sobre Lewis Hamilton, que estaba obligado a volver a parar. Sebastian Vettel les seguía a 6,4 segundos, con Valtteri Bottas cuarto a 9,5. En la melé también se encontraba el Renault de Daniel Ricciardo, fuera de posición porque aún no habían entrado. Uno a uno, lo adelantaron sin problemas para proseguir la pelea por la victoria.

Mientras tanto, Max Verstappen estaba en terreno de nadie y Kimi Räikkönen era el líder virtual de la zona media. El finlandés de Alfa Romeo precedía a Nico Hülkenberg, Lando Norris y Sergio Pérez, que completaban el Top 10. Carlos Sainz cerraba la clasificación en decimonovena posición, con la carrera comprometida por el toque con Verstappen en los primeros giros de la carrera. No era el último porque Romain Grosjean había abandonado.

Pese a rodar con un neumático más conservador, Leclerc era más rápido que Hamilton. Vuelta a vuelta, el jovencísimo talento de Ferrari ampliaba su renta hasta los 5,3 segundos en la vuelta 20. En aquel instante, Hamilton protagonizó una pequeña excursión en la última curva. Vettel ceró aún más el cerco, tercero a 1,5 guarismos del pentacampeón. Por detrás, Bottas se alejaba del podio. El finlandés estaba a 15 segundos del líder y tenía que preocuparse de Vestappen, que tenía a menos de tres guarismos.

A medida que la carrera se acercaba a su ecuador, Ferrari se hacía más fuerte. Los SF90 eran del orden de medio segundo más rápidos que los W10 y eso dejaba a Hamilton expuesto ante los ataques de Vettel, que consiguió situarse a menos de un segundo. El inglés reportó problemas de degradación en el tren trasero. Su presión surtió efecto en la vuelta 23, cuando aprovechó el DRS para adelantar a Hamilton en la curva 4 y reclamar la segunda posición del Gran Premio.

Ferrari volvía así a rodar en formación de doblete, con Charles Leclerc como líder de la carrera con una renta de ocho segundos sobre su compañero de equipo. Sebastian Vettel conseguía que Hamilton saliera de su zona de DRS, lo que le brindaba un mínimo control sobre el devenir de la prueba. Nadie asomaba en la pelea por el podio, ya que Bottas estaba a ocho segundos de su coequipero y Verstappen a cinco segundos del finlandés.

vettel-leclerc-barein-2019-f1-soymotor.jpg

Leclerc lucha con Vettel por el liderato

 

La degradación de los neumáticos era más acentuada de lo que se había previsto, y así pronto entró en escena la posibilidad de hacer una segunda visita al box. El dilema también se planteaba entre los líderes, si bien Leclerc permanecía impasible y extendía su liderato por encima de los ocho segundos al sobrepasar el ecuador de la carrera. Más problemas tenía Hamilton, que cedía dos segundos con un Vettel que, si bien segundo, no gozaba del ritmo para poner en apuros a su prometedor compañero.

Max Verstappen abrió la veda con una nueva parada en la vuelta 33, después de quedarse sin gomas y verse desdoblado incluso por el Racing Point de Lance Stroll. Acto seguido, Nico Hülkenberg también hizo un segundo pit-stop para salir por detrás de Daniel Ricciardo, que recogía los frutos de su eterno stint inicial para hacerse fuerte en la pelea de la zona media. Minutos más tarde, Ricciardo perdería posición y se tocaría levemente con su compañero.

En la vuelta 35, Lewis Hamilton entró por segunda vez para cumplir con la segunda parada, obligatoria en su caso dado que tan sólo había usado blandos hasta aquel instante. Sebastian Vettel, que en aquel instante tenía cuatro segundos sobre el pentacampeón, paró también en la vuelta 36 para protegerse de cualquier intento de undercut.

Un giro después que su compañero, en el 37, Charles Leclerc hizo buenos los 22 segundos que tenía sobre Valtteri Bottas para hacer la segunda parada sin soltar en ningún momento el liderato. Por detrás, Lewis Hamilton lanzaba un ataque sobre Sebastian Vettel. El británico intentó un exterior por la curva 4, pero el alemán no dio su brazo a torcer y conservó la segunda posición.

vettel-problemas-barein-2019-f1-soymotor.jpg

Vettel pierde el mano a mano con Hamilton

 

Pero entonces, la debacle de Vettel. Hamilton volvió a la carga en la vuelta 38 y esta vez su picadura fue mortal. El pentacampeón efectuó una maniobra perfecta por el exterior de la curva 4. Para más inri, Vettel trompeó al intentar acelerar demasiado pronto. El consecuente plano destrozó los neumáticos y propició unas vibraciones tan notables que desembocaron en una rotura del alerón delantero. Vettel cayó hasta la novena posición, desde la que remontó hasta la quinta. Sus problemas contrastaban con el aplomo de su compañero, que tenía nueve segundos sobre Hamilton.

Leclerc lo había hecho todo perfecto, pero falló lo único que no podía controlar: la fiabilidad. Cuando faltaban 15 minutos para el final, el monegasco reportó una pérdida de potencia. El origen del fallo era uno de los cilindros del motor, que no funcionaba como debía. La preocupación era evidente en su tono de voz. Su ventaja sobre Hamilton caía a pasos agigantados, y es que el pentacampeón era tres segundos más rápido que el aspirante. Al final, pasó lo inevitable y Lewis Hamilton tomó el liderato de la carrera en la vuelta 49. Charles no pudo presentar oposición.

Leclerc hizo todo lo posible para aguantar, pero el déficit de rendimiento era insalvable y no pudo presentar batalla. Le pasó Valtteri Bottas. Max Verstappen también estaba al acecho, pero Dirección de Carrera decretó un coche de seguridad en la antepenúltima vuelta después de que se parasen en pista los dos Renault –aparente rotura de Nico Hülkenberg, apagón de Daniel Ricciardo–. Carlos Sainz aprovechó esa circunstancia para abandonar tras resentirse de un problema en la caja de cambios que le costaba un segundo por vuelta.

El GP de Baréin terminó detrás del coche de seguridad, situación providencial que salvó la tercera posición de Ferrari. Aun así, la derrota era incontestable. El monegasco lo había hecho todo bien hasta el fallo de su unidad de potencia, pero una avería le había robado la victoria. No sólo eso, sino que Lewis Hamilton se anotaba un triunfo y Mercedes un doblete merced a la debacle de Sebastian Vettel, que se vino abajo bajo presión como ya ocurrió en Italia 2018. El otro triunfador fue Lando Norris, sexto con su McLaren y líder de la zona media.

leclerc-hamilton-barein-2019-f1-soymotor.jpg

Si quieres leer más noticias como ésta visita nuestro Flipboard

Tienda SoyMotor Pirello
Para comentar o votar INICIA SESIÓN
263 comentarios
Imagen de Ascari

[#248 Gomaquemada]
13 victorias creo.

#236 Estoy de acuerdo. Hay gente que está mirando con lupa cada movimiento para poder liberar bilis. El error ha sido suyo y el mismo lo ha afirmado. Pero de ahí a crucificarlo o desmerecerlo es exagerado. Solo es gente que le tiene tirria. Tiene nada más y nada menos que 15 victorias en Ferrari en la era híbrida con un Mercedes dominante. Además es tetracampeon con una victoria en toro rosso. Es un piloto exitoso y con muchísimo talento, sin duda, pero tiene que volver a ser el de antes y no ponerse tanta presión.

  • 0
  • 1
Imagen de Ascari

[#245 Hakkinen]
Deberías decir que Senna con una victoria mas, con menos podios, menos puntos totales, y con 13 de las 16 poles del campeonato, ganó el título por tres puntos, je je. No hablamos de Nico Rosberg.

#231 Prost perdió un mundial con un coche que ganó 15 de 16 carreras e hizo 15 de 16 poles.

  • 0
  • 1
Imagen de patotaar

cada caso en su tiempo particular!! vetel tiene una super largada, vetel supera a Hamilton con maestría, y luego comete un error que le.cuesta caro!! eso es todo... lecrerc es muy bueno por algo está ocupando el lugar de un tipo que tiene a su escudería anterior 4 en constructores!! viendo a lecrerc y viendo la línea y lógica de opinión podría unirme al juego y opinar al aire y sentenciar que LECRERC si superaba a PETROV sin titubear ni despistarse!! como dije cada caso es particular!! señores dejen que opinen los hinchas de Ferrari y verán que todos hicimos las mismas fuerzas por alonso y ahora por vetel... Pero ninguno de los dos pueden dibujar ni la mitad de porque sentimos los terroristas cuando PROST se vistió de rojo!! ese si es leyenda!!

  • 1
  • 1
Imagen de Solenoide

[#5 pgdivad] sí, igual es el circuito o las condiciones de carrera, pero ese MacLaren actual, corre de verdad.
/
A mi me gustaría creer que en parte se debe a Seidl o a Key, pero dudo que estén trabajando al 100%. Así que quizá esta vez McLaren vaya por el camino adecuado sobre todo para el año que viene, este de momento está siendo una sorpresa. Marko los ponía a la altura de Williams...

Un mclaren peleando con un Red bull, por mucho que no sea un red bull tan bueno como en años anteriores quien iba a decir en diciembre que mclaren estaría a ese nivel, increíble.

  • 1
  • 0
Imagen de Grand Prix

Muy bien Hamilton tanto por la radio cuando le felicitan como después de la carrera, diciendo que la carrera era de Leclerc y sin sacar pecho.
Y muy lamentables las imágenes del box de Mercedes, con los mecánicos aplaudiendo cuando el triste de Bottas le adelanta. Que el Ferrari se iba arrastrando, petardos!

  • 2
  • 1
Imagen de Rascayu

ahora ham aplaude a lec y lo anima como si fuera un estudiante... en 4 carreras lo mirará con cara de perro, que es como se respeta de verdad, temiendolo y viendolo como un verdadero rival...
lo de Vettel no tiene nombre, que no lo presionemos?

  • 3
  • 0
Imagen de Zas

[#248 Gomaquemada] Su comentario es brillante ! Comparto opinión sobre Vettel ...,debe volver a ser el de antes y rápido. Tiene estos dos últimos años un carro ganador ...
Si no está al 100%, deje al chaval ..

Forza Ferrari !!

#236 Estoy de acuerdo. Hay gente que está mirando con lupa cada movimiento para poder liberar bilis. El error ha sido suyo y el mismo lo ha afirmado. Pero de ahí a crucificarlo o desmerecerlo es exagerado. Solo es gente que le tiene tirria. Tiene nada más y nada menos que 15 victorias en Ferrari en la era híbrida con un Mercedes dominante. Además es tetracampeon con una victoria en toro rosso. Es un piloto exitoso y con muchísimo talento, sin duda, pero tiene que volver a ser el de antes y no ponerse tanta presión.

  • 2
  • 4
Imagen de Zas

[#248 Gomaquemada] uyyy, excelso comentario !! Eso de los Merches dominantes !!! 2018 y creo 2019 no serán tan dominates .

Sobre todo Año pasado 2018. Laferrari volaba mientras mercedes ocupaba la segunda línea de la grilla .

Era dominante 2017,2016, 2015 ..., los dos Merches casi doblaban hasta laferrari .., ahí SI FUE DOMINANTE

#236 Estoy de acuerdo. Hay gente que está mirando con lupa cada movimiento para poder liberar bilis. El error ha sido suyo y el mismo lo ha afirmado. Pero de ahí a crucificarlo o desmerecerlo es exagerado. Solo es gente que le tiene tirria. Tiene nada más y nada menos que 15 victorias en Ferrari en la era híbrida con un Mercedes dominante. Además es tetracampeon con una victoria en toro rosso. Es un piloto exitoso y con muchísimo talento, sin duda, pero tiene que volver a ser el de antes y no ponerse tanta presión.

  • 3
  • 5
Imagen de GV27

[#248 Gomaquemada] así es amigo. Hoy vettel la ha liado. Pero no le quita lo que ha hecho. Si por eso fuera...... Un saludo

#236 Estoy de acuerdo. Hay gente que está mirando con lupa cada movimiento para poder liberar bilis. El error ha sido suyo y el mismo lo ha afirmado. Pero de ahí a crucificarlo o desmerecerlo es exagerado. Solo es gente que le tiene tirria. Tiene nada más y nada menos que 15 victorias en Ferrari en la era híbrida con un Mercedes dominante. Además es tetracampeon con una victoria en toro rosso. Es un piloto exitoso y con muchísimo talento, sin duda, pero tiene que volver a ser el de antes y no ponerse tanta presión.

  • 2
  • 6
Imagen de GV27

[#242 dannymarkez] retribuyo el cariño amigo mio. Veremos que tal estará China. Me gusta el mundial como va. El equipo que debiera ir primero va segundo. Situación inversa al año pasado. Un abrazo

#236 Un cordial saludo para mi amigo y maestro de este deporte jeje

  • 2
  • 4

Páginas

Usuario no registrado Queremos saber tu opinión
¿Nuevo en SoyMotor.com? ¡Bienvenido! Regístrate aquí para participar.
Scroll To Top
Update CMP