Test pretemporada F1 2020 en directo
WRC

Toyota, o cómo formar un temible equipo tras perder al campeón

Ott Tänak se marchó a Hyundai tras ganar el certamen de pilotos

Toyota ha reunido un trío de garantías: Ogier, Evans y Rovanperä

AmpliarToyota, o cómo formar un temible equipo tras perder al campeón - SoyMotor.comEvans, Ogier y Rovanperä en su presentación como pilotos de Toyota

25 años después de que lo hiciera Didier Auriol, Toyota ha conseguido volver a incluir en sus vitrinas, de la mano de Ott Tänak, un título de pilotos del Mundial de Rallies. Sin embargo, de cara al año que viene cambiará completamente su alineación. A priori puede parecer un drama perder al campeón, pero esta vez una 'avalancha' dejó un temible trío de pilotos en su puerta.

Todo comenzó con la salida de Tänak. El estonio, tras una serie de diferencias con Tommi Mäkinen, decide aceptar la invitación a pizza por parte de Andrea Adamo. No sabemos el toque secreto del italiano en la cocina, pero logró convencer a Ott para embarcarse en el proyecto de Hyundai junto a Thierry Neuville, Sébastien Loeb y Dani Sordo. Una formación estelar.

Además, lo hicieron oficial apenas cuatro días después del Rally de España, donde Tänak se coronó campeón, y con el Rally de Australia aún en el horizonte, donde el estonio tendría que pelear contra su futuro equipo para tratar de arrebatarle el título de marcas. Afortunadamente para él, la última prueba del año se canceló y no tuvo que entrar en batallas 'fratricidas'.

Ante este 'robo' de su piloto estrella, Toyota quedaba en una situación complicada. Quizás con el mejor coche del campeonato, pero sin pilotos de garantías –Kris Meeke y Jari-Matti Latvala no han estado finos este año; Takamoto Katsuta aún está 'verde'–. No obstante, precisamente en el Rally de España hubo un 'seísmo' en territorio francés.

Un seísmo con nombre y apellidos: Sébastien Ogier. También se podría incluir a su mujer, Andrea Kaiser, pero no entremos en esos temas. El hexacampeón francés, después de toda una temporada 'peleándose' con un Citroën C3 WRC que no ha estado a la altura, ve en Cataluña cómo sus opciones de título se esfuman por una avería mecánica en el segundo tramo.

Entonces, lo que a principio de año era una pequeña bola de nieve se convierte en una avalancha. Los cañonazos llegan a Citroën desde todos los frentes… y Sébastien Ogier decide abandonar el barco. Y, cuando una embarcación pierde su pieza más valiosa, lo más probable es que vaya a pique.

ogier-tanak-wrc-2019-soymotor.jpg

Blanco y en botella. Citroën, en vista de que no había ningún "piloto de primer nivel" disponible –según sus propias palabras–, decide cortar por lo sano y decir adiós al Mundial de Rallies con efecto inmediato. Por ende, Sébastien Ogier y Esapekka Lappi son libres de negociar con cualquier equipo, aunque Citroën afirmaba que el galo ya había decidido dejar el equipo.

No hace falta decir que Tommi Mäkinen se frotó las manos con la marcha de la firma de los chevrones. Poco le importó aquel desplante de Ogier justo antes de la temporada 2017, cuando tuvo la oportunidad de catar el Yaris WRC y el Fiesta WRC tras la marcha de Volkswagen –debido al famoso 'dieselgate'–… y se decantó por la formación de Malcolm Wilson.

Pese a todo, Mäkinen fue 'como un miura' a por el hexacampeón. También a por Evans y Rovanperä, a quienes probablemente ya tendría apalabrados de antes, sobre todo al campeón del WRC2 Pro –sus guiños han sido numerosos–. La temporada había sido decepcionante por parte de Meeke y Latvala, por lo que decide renovar la plantilla al completo.

El bombazo llegó ayer por parte de la marca japonesa. Sébastien Ogier ha firmado para un único año –su decisión de retirarse a finales de 2020 sigue vigente–, mientras Elfyn Evans y Kalle Rovanperä han cerrado un acuerdo para dos temporadas. A modo de curiosidad, parece que nadie quiere estar 'atado' para la era híbrida, que comienza en 2022.

Sin titubeos, Toyota se ha asegurado pelear por todo en 2020 con Sébastien Ogier, el piloto de mayor garantía en el plantel actual, pero al mismo tiempo tiene las espaldas cubiertas con vistas al futuro: Elfyn Evans es ganador de un rally –Gran Bretaña 2017– y Kalle Rovanperä es una de las jóvenes promesas con mayor proyección –con permiso de Oliver Solberg y Jan Solans, entre otros–.

En definitiva, la marcha de Tänak a Hyundai y el adiós de Citroën han dejado el campeonato con dos fuerzas imponderables. El consagradísimo elenco de Hyundai se verá las caras con un prometedor trío de Toyota que aúna experiencia y juventud. En otro plano distinto queda M-Sport Ford, aunque sus posibilidades son infinitas: Meeke, Lappi, Mikkelsen, Paddon… ¿Quién da más?

Si quieres leer más noticias como ésta visita nuestro Flipboard

Tienda SoyMotor Toyota
Usuario no registrado Queremos saber tu opinión
¿Nuevo en SoyMotor.com? ¡Bienvenido! Regístrate aquí para participar.
Scroll To Top
Update CMP