GP Brasil F1 2019 en directo
PRUEBA A FONDO

Toyota Hilux: a la altura de su leyenda

Probamos la versión de doble cabina para cinco ocupantes y con techo rígido

Ofrece cuatro niveles de acabado con dos enfoques diferenciados, uno lúdico y otro comercial

Su precio parte de 28.195 euros en la versión comercial y 31.468 euros como turismo

AmpliarPrueba a fondo Toyota Hilux - SoyMotor.comPrueba a fondo Toyota Hilux

La octava generación del Toyota Hilux llegó en 2017 con una propuesta tan versátil para trabajo como para el ocio, y en esta ocasión lo probamos a fondo durante una semana para comprobar si, tras 10 años como líder de su segmento, tiene todo lo necesario para mantenerse como referente entre los pick-up.

El Toyota Hilux es considerado uno de los todoterreno más resistentes y capaces del mercado, y quizá por ello, desde su lanzamiento en 1958, se han vendido 19,5 millones de unidades en más de 150 países. En España es el pick-up de más éxito desde hace una década y, durante los últimos años, su liderazgo en el sector industrial ha superado el 50% de cuota de mercado en más de una ocasión. Su precio parte de 28.195 euros en su variante comercial y 31.468 euros en el caso de matricularse como turismo. Su principal rival es el Mitsubishi L200, que también probamos hace unos meses.

No obstante, el Hilux no se conforma con ser un vehículo comercial y, con motivo de la nueva normativa que permite matricular los pick-up también como turismos y circular a 120 kilómetros/hora –antes estaban limitados a 90 por hora–, su nueva generación ha incorporado una serie de mejoras que le permiten ser un vehículo más confortable y atractivo para un uso lúdico y particular. Y es aquí donde Toyota ha realizado los mayores cambios para lograr llegar a nuevos clientes que antes seguramente no tenían al Hilux entre sus opciones.

toyota-hilux-soymotor-prueba-galeria_0.jpg

Galería de fotos de la prueba a fondo del Toyota Hilux 2019

 

TOYOTA HILUX: EXTERIOR

En el exterior del Toyota Hilux los cambios son sutiles, y sólo algunos detalles como las llantas de aluminio de 18 pulgadas y los estribos laterales cromados delatan la orientación más dinámica y aventurera en las versiones VXL y Limited.

En el caso de nuestra unidad, el color azul Nébula es atractivo y no esconde las enormes dimensiones del Hilux Doble Cabina. Se trata de uno de los automóviles más grandes que podemos adquirir hoy en día: sus más de 5,3 metros de largo y sobre todo su altura de 1,82 suponen un gran contraste respecto al resto de vehículos. 

toyota-hilux-2019-99-soymotor_0.jpg

toyota-hilux-2019-991-soymotor_0.jpg

 

TOYOTA HILUX: INTERIOR

En el interior del Toyota Hilux, el equipamiento tecnológico y de seguridad ofrecen un confort de marcha a la altura de cualquier SUV.

El habitáculo del Hilux destaca por su solidez y ofrece un espacio amplio y confortable tanto en las plazas de delante como en las traseras, donde se ha empleado materiales resistentes, pero que presentan un buen aspecto y un nivel de calidad adecuado a su precio. Los detalles de todoterreno puro se notan en los asideros, que ayudan a encaramarse a los asientos, así como la sensación de robustez general.

La posición de conducción es muy elevada y, gracias a su gran superficie acristalada y cámara de visión trasera –de serie desde el acabado XV–, ofrece una buena visibilidad en todas direcciones. Es en el salpicadero central donde más se percibe su proximidad por equipamiento e imagen a un turismo convencional. De hecho, gracias a su pantalla central de 7 pulgadas, volante multifunción o los acabados cromados, entre otros detalles, está mucho más cerca que antes de estos. Si esperabas encontrar un coche rudo, con ajustes precarios y ruidoso, el Hilux te sorprenderá.

toyota-hilux-2019-7-soymotor_0.jpg

Su carácter aventurero y lúdico también se percibe en el gran numero de huecos para dejar objetos y botellas. Disponemos de compartimentos más grandes que en un turismo normal como, por ejemplo, la guantera entre los asientos o dos guanteras junto al copiloto. Otros detalles interesantes son las dos conexiones de 12 voltios en el salpicadero, así como una de 220 voltios en la guantera central que permitirá cargar elementos como un portátil.

La versión destinada a particulares ofrece una superficie de carga de 1,52 metros de largo y 1,54 de ancho, y permite cargar hasta 1.040 kilos de peso –225 kilos más que su predecesor– y remolcar hasta 3.200 kilos. En el caso de nuestra unidad de pruebas, la capacidad de carga se ve incrementada gracias a un techo duro, también llamado 'hardtop' que aumenta la altura de la caja y protege la carga. Dispone de dos ventanas laterales abatible y también un cristal trasero que permite acceder a la carga.

toyota-hilux-2019-91-soymotor_0.jpg

 

TOYOTA HILUX: EQUIPAMIENTO

El Toyota Hilux ofrece dos enfoques: una orientada a los profesionales –su comprador tradicional–, con los niveles de acabado GX y VX, y otra pensada para clientes particulares, con los acabados VXL y Limited, que estrenan los habituales descuentos de la marca. Sus niveles de equipamiento superior, destinados a un uso recreativo, sólo están disponibles con la carrocería de doble cabina, mientras que las versiones de cabina sencilla y extendida se asocian a los acabados para uso profesional.

Desde el acabado VXL cuenta de serie con climatizador automático, sensor de aparcamiento, sistema multimedia con pantalla táctil de 7 pulgadas y el sistema de asistencia en carretera Safety Sense, que incluye la detección de peatones con precolisión, avisador de cambio involuntario de carril y reconocimiento de señales. El acabado Limited incorpora de serie elementos de equipamiento como faros 'full led', acceso y arranque sin llave, asientos de cuero calefactados y ajuste eléctrico para el conductor.

Con el público particular en mente, Toyota ha mejorado el confort a bordo del Hilux, pero sin sin mermar sus capacidades 'off road'. Mantiene una configuración clásica con tracción total desconectable, reductora, diferencial trasero, eje rígido y ballestas, en contraposición al nuevo Nissan Navara y sus emparentados Mercedes Clase X y Renault Alaskan, que recurren a los muelles helicoidales. Incluye control de descenso y ayuda en pendiente, que junto a su altura libre al suelo de 29 centímetros, y sus ángulos de ataque y salida de 31 y 26 grados respectivamente, le permiten superar casi cualquier obstáculo que pueda surgir fuera del asfalto.

Aunque en esta ocasión hemos probado la versión con techo duro rígido que cubre la caja de carga trasera, Toyota ofrece numerosos accesorios como una cubierta flexible o rígida o un suelo deslizante sobre raíles de aluminio para adaptarse a las necesidades de cada propietario. Todo para adaptarse al uso más apropiado de su propietario. 

Aquí no podemos dejar de hablar de su completo equipamiento para superar todo tipo de obstáculos fuera del asfalto, con una dotación que incluye varios niveles de asistencia a través de diferenciales activos. A través de una ruleta podemos seleccionar tres modos de tracción: propulsión –H2–, tracción integral –H4– y tracción total con reductora –L4– hasta 20 kilómetros/hora. Un equipamiento con el que un SUV actual no puede ni soñar al que se une el bloqueo del diferencial trasero y el control de descenso, ambos activados mediante tecla en el salpicadero.

toyota-hilux-2019-9993-soymotor_0.jpg

 

TOYOTA HILUX: MECÁNICA

La oferta mecánica del Toyota Hilux está formada únicamente por el propulsor turbodiésel D-4D de 2.4 litros y 150 caballos, con un par máximo de 400 Newton-metro, asociada a una caja de cambios manual de seis velocidades o una automática por convertidor de par de las mismas relaciones. Dispone de dos modos de conducción, Power y Eco, sin grandes diferencias entre ellos.

En esta prueba a fondo hemos podido manejar la versión con caja manual de 6 relaciones que destaca por su buen guiado y tacto firme muy similar a lo que nos tiene acostumbrado Toyota en su gama de turismos. El gran par motor permite rodar en marchas largas si buscamos mejorar consumos, si bien es a partir de 1.500 revoluciones cuando empieza a ser aprovechable. 

El 2.5 turbodiésel, a pesar de la elevada presión sobre este tipo de mecánicas, se antoja ideal para el uso y características del Hilux Doble Cabina Hardtop. Dispone de un empuje excelente, mientras que no da lugar a un tacto rudo propio de los todoterrenos puros, que parece ya ser cosa del pasado. Solo si lo revolucionamos en exceso –no merece la pena pasar de las 3.750 vueltas–, el ruido y algunas vibraciones llegarán al habitáculo. Las prestaciones no son brillantes en términos puros, pero no son nada malas en términos relativos si pensamos que llevamos un monstruo de 5,3 metros y casi 2.200 kilos de peso.

PRESTACIONES*


Toyota Hilux Doble Cabina Hardtop
0-50 kilómetros/hora 4,1 segundos
0-100 kilómetros/hora 12,9 segundos
0-402 metros (1/4 milla) -
Fuerzas G máxima en curva 0,72 G

 

TOYOTA HILUX: COMPORTAMIENTO

En una ciudad como Madrid, conducir un Toyota Hilux en horas punta es toda una experiencia. Sus dimensiones lo hacen poco ágil y aparcar es casi imposible, todo por sus colosales dimensiones. Sin embargo, contamos con una visión elevada bastante superior al SUV medio y elementos como la cámara de marcha atrás ayudan. En cualquier caso, se siente incómodo y poco utilizable en la urbe, algo normal por sus características. No es un coche de ciudad ni lo pretende.

En vías rápidas y carreteras convencionales, la sexta marcha permite un rodar relajado con el motor girando a bajas vueltas y consumiendo menos de lo esperado para un todoterreno de sus dimensiones. En estas circunstancias nunca echamos falta de respuesta, más bien todo lo contrario, gracias a una curva de par muy plana que se traduce en un empuje constante. Permite rodar con seguridad y facilidad a 120 kilómetros/hora y, si bien hay que acostumbrarse a sus dimensiones y a la mayor deriva de la carrocería por el recorrido y tarado de las suspensiones, cumple perfectamente su función en autopista con una comodidad suficiente.

Con este tipo de vehículo no cabe hablar de conducción deportiva, pero sí del comportamiento del chasis al límite, que llega antes que en turismo lógicamente. El gran recorrido de las suspensiones unido a un peso superior a las dos toneladas obligan a anticipar las maniobras, y sobre todo, limitar las transferencias de peso con una conducción fluida.

toyota-hilux-2019-995-soymotor_0.jpg

Por otro lado, los neumáticos de corte campestre son los primeros en avisar al comenzar a perder tracción en curvas lentas o rotondas en las que forzamos el ritmo. Los 0,71 G de aceleración lateral antes de subvirar —su comportamiento más natural al límite— son indicativos que por sus características el Hilux no es comparable a un turismo convencional ni tampoco lo pretende.

Ahora bien, resulta didáctico y hasta interesante cómo puede mantenerse ritmos elevados si tratamos con mimo cada uno de sus mandos y realizamos cada acción –acelerar, frenar, girar— en el momento adecuado. Una pequeña clase de conducción by Hilux mientras nos acercamos a terrenos más salvajes.

Una vez que abandonamos el liso asfalto es cuando el Toyota Hilux se encuentra en su ambiente. Sus características técnicas con una altura libre de 29 centímetros, la configuración de las suspensiones o sus ayudas mecánicas permiten acercarse a los límites de la física.

Lo primero que impacta es como se traga cualquier bache, incluso verdaderos agujeros que destrozarían un turismo sin no lo pasa casi al ralentí, con el Hilux son pequeñas ondulaciones que los neumáticos Bridgestone Dueler H/T de perfil alto —en medida 265/60 R18— y una eficaz parte ciclo —ballestas y eje rígido trasero— sobrevuelan como si de asfalto se tratase. Aquí el único 'problema' es que es tal la superiodad del pick-up japonés, que invita a subir el ritmo por encima de la coherente para un vehículo de dos toneladas.

toyota-hilux-2019-97-soymotor_0.jpg

Especialmente divertida es la experiencia de conducirlo en configuración de dos ruedas motrices H2, donde su configuración de propulsión permite cruzadas a baja velocidad y ciertas dosis de contravolante, que se magnifican por el entorno y las dimensiones del gigante nipón. De esta manera nos sentimos un poco Fernando Alonso al volante de su Hilux V8 T1 en el próximo Dakar.

Una vez se ponen 'feas' las cosas y nos enfrentamos a senderos por campo a través o pronunciadas subidas con tierra suelta, el Hilux vuelve a sorprendernos por su eficacia. Basta con utilizar el modo reductora L4 para subir por donde nos propongamos. En estas situaciones, sólo las enormes dimensiones y la elevado posición de conducción elevan la emoción para los que no estamos acostumbrados al 'off road' puro. 
Al final de la jornada de pruebas no podemos más que elogiar la versatilidad de la octava generación del Toyota Hilux, que permite llegar cómodamente por carretera al campo, para luego dar lo mejor de sí lejos del asfalto.

Durante la primera prueba del Toyota Hilux en su presentación, lo conducimos a buen ritmo sobre pista muy embarrada donde avanzó sin problemas y nos transmitió una sensación de control y seguridad. En un circuito todoterreno superó sin problemas todos los obstáculos, cruces de ejes y pendientes pronunciadas. Si bien es cierto que no resulta tan cómodo como el Toyota Land Cruiser que también hemos probado, sí ofrece un confort de marcha razonable y capacidades 'off road' muy similares a un precio inferior.

toyota-hilux-2019-96-soymotor_0.jpg

 

TOYOTA HILUX: PRECIO

La gama de precios del Toyota Hilux parte de 31.438 euros en su versión GX y cabina sencilla –2 ocupantes– y llega hasta 40.350 euros con el acabado especial Legend Black y carrocería de doble cabina como la que hemos probado, que está homologada para cinco pasajeros. La marca estima que el acabado de acceso acaparará el 70% de las ventas, pero espera lograr un 25% de total con el acabado de VXL, a un precio de 34.470 euros. Para todos los acabados, dotar al Hilux del cambio automático tiene un sobrecoste de 1.900 euros.

Con un consumo medio que rondó los ocho litros y medio durante la prueba, y gracias a su gran depósito de 80 litros de capacidad, la autonomía del Toyota Hilux supera los 900 kilómetros. Para sus dimensiones y peso nos ha parecido un consumo más que correcto, en ciudad y aprovechando el empuje de su motor en marchas cortas, se pueden superar los 10 litros facilmente.

CONSUMOS 


Toyota Hilux Doble Cabina Hardtop
Ciudad 9,2 litros/100 kilómetros
Carretera –90 kilómetros/hora de media– 7,1 litros/100 kilómetros
Autopista –120 kilómetros/hora de media– 8,1 litros/100 kilómetros
Consumo recorrido de pruebas –164 kilómetros– 8,6 litros/100 kilómetros

 

TOYOTA HILUX: CONCLUSIÓN

La última generación del mítico pick-up japonés supone un importante paso adelante para convertirse en una opción real, no sólo para aquellos que buscan un vehículo de trabajo gracias a su dotación de equipamiento o unos ajustes y suavidad más propios de un turismo. Donde nada cambia, ni falta que hace, es lejos del asfalto, donde el Toyota Hilux se muestra como uno de los más aficaces todoterrenos actuales, con capacidades casi ilimitadas gracias a su dotación mecánica y electrónica que permite afrontar cualquier obstáculo.

toyota-hilux-2019-92-soymotor_0.jpg

 

REGISTRO DE ACTUALIZACIONES

Fecha Actualización
19/10/2019 Probamos a fondo el Toyota Hilux Doble Cabina Hardtop.
22/02/2018 Acudimos a la presentación nacional en Toledo.
31/01/2018 Toyota inicia la comercialización de la octava generación del Hilux en España.

Si quieres leer más noticias como ésta visita nuestro Flipboard

Tienda SoyMotor Toyota
Para comentar o votar INICIA SESIÓN
2 comentarios
Imagen de Stavelot

Esta y la L200 son las pick ups que mas me molan.... le puedes cargar taaaanto arriba, te puedes divertir taaaanto por caminos, derrapan que flipasss. Lo que digo siempre, ecologia para su primaaa.....

  • 0
  • 0
Imagen de Mk pro drift

Esta bastante guapa, la cambiaba por la mia que tengo una vieja sin pensarlo :D

  • 0
  • 0
Usuario no registrado Queremos saber tu opinión
¿Nuevo en SoyMotor.com? ¡Bienvenido! Regístrate aquí para participar.
Scroll To Top
Update CMP