GP Portugal F1 2020
DÍA DE LA MADRE

Emma Kimiläinen: "Ser madre me ha hecho una piloto mejor"

Hablamos con la única madre de la parrilla de las W Series, categoría femenina

El año pasado fue quinta pese a perderse dos de las seis carreras por lesión

AmpliarEmma Kimiläinen: "Ser madre me ha hecho una piloto mejor" - SoyMotor.comKimiläinen en Assen

Se dice que los pilotos pierden una décima de segundo por vuelta cuando tienen un hijo, pero Emma Kimiläinen, la única piloto madre de las W Series, defiende que tener descendencia le ha ha hecho más fuerte tanto dentro como fuera de la pista.

Emma Kimiläinen (Helsinki, 1989) es una de las pilotos que descubrimos gracias a las W Series. La finesa, de 30 años, comenzó su carrera en fórmulas en la Fórmula Ford hace 15 años y compitió en la Formula Masters alemana y en la Formula Palmer Audi. Aunque no se sienta especial por ello, es la única madre de la parrilla de la categoría de monoplazas exclusivamente femenina.

"Para mí ser madre y piloto es la normalidad. Me considero igual que cualquier otro deportista que tiene hijos. Es un trabajo como cualquier otro. Mi día a día es normal y ajusto mi entrenamiento a los horarios de mi hija. En los fines de semana de carrera, viajo sola", cuenta Kimiläinen a SoyMotor.com este domingo, en el que celebramos el Día de la Madre en España.

Hoy en día muchas mujeres se ven obligadas a elegir entre tener un hijo o desarrollar sus carreras profesionales. Sin embargo, éste no fue el caso de Kimiläinen. La finesa sufrió un parón en su trayectoria a finales de 2009, cuando no pudo seguir en competición por la crisis financiera que golpeó al deporte. Lejos de los circuitos, tuvo a su primera hija hace siete años. Su experiencia en el deporte de élite la ayudó a volver a estar en forma en poco tiempo:

"Me llevó sobre tres o cuatro semanas estar preparada para volver a hacer ejercicio y mi cuerpo pudo comenzar ese viaje de adecuación física tres meses tras dar a luz. Así, cuando mi hija tenía cuatro meses, yo ya volví a estar en forma. No competía antes de dar a luz por la crisis financiera, pero me mantuve activa con el deporte en general", detalla.

 

emma-kimilainen-familia-soymotor.jpg

Emma, en 2016 en un fin de semana del Campeonato de Turismos Escandinavo - © Emma Kimiläinen

 

Cuando la pequeña tenía sólo unos meses, llegó la llamada que relanzó su carrera. "Mi carrera ya estaba acabada cuando tuve a mi hija. El año 2009 en Formula Palmer Audi fue mi última temporada. Ese mismo año conocí a mi marido, que no pertenece al mundo de las carreras. Nuestra hija nació en 2013 y tenía sobre seis meses cuando recibí la gran llamada de la oportunidad: me ofrecían volver a las carreras en 2014 en un Campeonato de Turismos Escandinavo muy competitivo", relata.

El cuerpo estaba de nuevo al 100%, pero… ¿lo estaba la mente? Emma reconoce que tuvo que trabajar mucho para interiorizar de nuevo la psicología de las carreras.

"Tuve suerte de tener la posibilidad de volver a las carreras cuando mi hija cumplió un año. Habían pasado cuatro años desde la última vez que corrí, así que por supuesto que no fue fácil volver", reconoce.

"Tenía el talento y era rápida, pero mentalmente tuve que aprendérmelo todo de nuevo, cómo gestionar la presión tanto fuera como dentro de la pista. Pero no tuvo nada que ver con ser madre. Fue confuso como deportista acordarme de cómo competía y verme gestionando las cosas de forma diferente", explica.

 

emma-kimilainen-turismos-soymotor.jpg

Emma, en un fin de semana del Campeonato de Turismos Escandinavo - © Emma Kimiläinen

 

Aunque deja claro que su reciente maternidad no complicó su vuelta a los circuitos, sí que admite que ser madre descolocó sus prioridades.

"Ser madre por supuesto que me provocó estrés sobre mi identidad y el uso de mi tiempo, sobre lo mucho que podía viajar y cuánto tiempo podía estar lejos de mi familia. ¿Soy una mala madre por estar fuera de casa cuatro días cada dos o tres semanas durante cinco meses?", reflexiona.

"Pero todo fue bien por la relación padre-hija que había, así que no tenía nada por lo que estresarme. Pero eso es lo que suelen hacer los padres primerizos: estresarse por todo, aunque hagan las cosas de forma correcta o lo suficientemente bien", reconoce.

"Me di cuenta de que no podía ser tan egoísta como había sido cuando corría sin tener una familia. Cuando las carreras volvieron a mi vida, no podía dejarlo todo y concentrarme en eso como hubiera hecho antes. Me hizo pensar en dónde vivir y en cómo mis sueños y mis planes afectan a las vidas de mi marido y de mi hija. Tuve que combinar las dos cosas más importantes de mi vida, mi familia y las carreras", describe.

Además, la maternidad hizo a Emma entender que es mucho más que una piloto. Esta experiencia la ha ayudado a ser mentalmente más fuerte y a ser, en definitiva, una piloto mejor.

"Me llevó algunos años poner todo en marcha y que funcionara bien, pero cuando puse en orden mis pensamientos y acepté que mi identidad consistía en muchas cosas, me di cuenta de que el hecho de ser madre me ha hecho definitivamente una piloto mejor. Me ha hecho mentalmente más fuerte; me ha ayudado a no estresarme con minucias y a realmente disfrutar y apreciar lo que tengo y en lo que trabajo; a entender que aunque ame las carreras y me apasionen, correr o en lo que trabaje no define quién soy. Soy feliz de todas formas", subraya.

"Tengo salud, una familia maravillosa y talento en otras cosas también. Tener una perspectiva amplia en la vida te aporta tranquilidad, certeza y fortaleza también en pista. Es un camino duro, pero he entendido que la felicidad es la clave del éxito", destaca.

 

kimilainen-assen-w-series-soymotor.jpg

Emma en Assen - © LAT Images

 

Normalmente nos produce miedo todo aquello que no controlamos. Por eso Kimiläinen, desde que es madre, no deja un cabo suelto en lo que se refiere a su seguridad y la de su familia, sobre todo en un mundo con tanto riesgo como el motorsport.

"Sé que me puedo hacer daño en mi profesión y por eso gestiono los riesgos de forma diferente en comparación a cómo lo haría sin una hija. Lo hago tanto dentro como fuera de la pista. Fuera de ella tengo seguros diferentes: de vida, de salud y de estado financiero. Te tranquiliza saber que tu familia estará bien en lo económico si a ti te pasa algo", indica.

"La gestión de riesgos en la pista depende de la gente con la que trabajas. En pista estoy sola, pero yo no soy la que fabrica y la que ajusta el coche. Hay un equipo a mi alrededor y es mi trabajo cuidar a los miembros del equipo para construir una realidad de confianza cercana con ellos. Están ahí por una razón y sin ellos, yo no soy nada. Cuando existe esa relación cercana y leal, puedo confiar en el coche al 100% y no hay inseguridades", detalla.

Igual que el resto de pilotos de las W Series, Emma estaba preparando la temporada cuando el coronavirus la sorprendió. El calendario del Campeonato estaba programado para arrancar este mes, pero es probable que no comience hasta finales de julio.

Kimiläinen sufrió un accidente en la primera carrera de 2019 que avivó una de sus lesiones pasadas y que le hizo perderse hasta dos pruebas. No obstante, su actuación en las citas restantes fue tan destacable que acabó el Campeonato en quinta posición y nos dejó con ganas de lo que pudiera haber sido si llega a participar en todo el calendario. Así, este 2020 se lo toma como la revancha:

"Todo lo que sé es que estaré lista cuando corramos. Mi objetivo es ganar el Campeonato", asegura la finesa, que anda tras los puntos de superlicencia que ofrecen este año, por primera vez, las W Series a las mejores pilotos y también tras el dinero del premio para ascender en la escalera del motorsport.

 

emma-kimilainen-entrevista-w-series-soymotor.jpg

Emma en Norisring - © LAT Images

 

Mientras espera al comienzo del Campeonato, se mantiene en forma y a salvo del coronavirus en su Finlandia natal. "Finlandia ha lidiado con la situación bastante bien. Tenemos cada vez a menos personas en la Unidad de Cuidados Intensivos. Menos de 200 personas han perdido sus vidas. Sólo los que hayan estado en contacto con un infectado de coronavirus tienen que confinarse", indica.

"Las restricciones son más o menos las mismas que en el resto de sitios. Las fronteras de Finlandia están cerradas, a la gente se le recomienda evitar viajar por el país y quedarse en casa. También nos recomiendan comprar y actuar con precaución. Los restaurantes, las cafeterías y las escuelas están cerrados y las reuniones de más de diez personas están prohibidas, pero la gente puede salir y disfrutar de la naturaleza, aunque debemos mantener la distancia con los demás", señala.

"Yo lo llevo bastante bien. Pasar mucho tiempo con mi marido y con mi hija está muy bien. Disfrutamos de la naturaleza cada día", destaca.

 

EL MEJOR CONSEJO DE SU MADRE

Para terminar le pedimos a Emma que comparta con nosotros el mejor consejo que ha recibido por parte de su madre:

"No pongas todos tus huevos en la misma cesta", nos aconseja. "Quiere decir que hacer diferentes cosas en la vida y siempre tener el hambre de aprender más y de educarte en tu vida es la clave para mantener la moral alta. Todo es posible", recomienda la finesa.

Lo tenemos en cuenta, ¡gracias!

Si quieres leer más noticias como ésta visita nuestro Flipboard

Para comentar o votar INICIA SESIÓN
1 comentario
Imagen de Targa
muy centrada, parece muy buen piloto
  • 2
  • 0
Usuario no registrado Queremos saber tu opinión
¿Nuevo en SoyMotor.com? ¡Bienvenido! Regístrate aquí para participar.
Scroll To Top
Update CMP