Apunta a un problema de subviraje

Adrian Newey cuestiona las causas reales del fallecimiento de Ayrton Senna

El ingeniero de Red Bull admite seguir consternado por el fallecimiento del brasileño

Descarta un problema en la barra de dirección como motivo principal de su accidente

AmpliarAyrton Senna con el Williams FW16 en Japón (1994) - LaF1Ayrton Senna con el Williams FW16 en Japón (1994)

Adrian Newey ha manifestado que todavía lamenta el hecho de que el fallecimiento de Ayrton Senna no haya contado con una hipótesis certera respecto a los problemas que sufrió su monoplaza instantes antes de perder la vida en el Gran Premio de Imola de 1994. 

Newey era el ingeniero jefe del monoplaza con el que Senna perdió la vida el 1 de Mayo de 1994 tras colisionar fatídicamente contra las barreras de la curva de Tamburello. No obstante, la justicia italiana absolvió al británico, junto a Patrick Head y Frank Williams, de un supuesto cargo de homicidio durante los años posteriores.

Nueve años después, el actual diseñador jefe de Red Bull se ha mostrado dubitativo sobre si el accidente del denominado ‘Magic’ se produjo únicamente por un fallo en la columna de dirección de su FW19, tal y como anuncia la principal hipótesis del malogrado suceso.

¿Fue la causa la columna de dirección u ocurrió en el accidente? No hay duda de que se rompió. Igualmente, todos los datos, todas las cámaras del circuito y la cámara a bordo de Michael Schumacher que le estaba siguiendo, en ninguno aparece una señal de que fuera un problema con la barra de dirección", ha manifestado en unas declaraciones recogidas por la BBC.

Intentó hacer cosas de las que no era capaz. Es una pena que estuviera en esa situación

Newey ha preferido incidir en los problemas de subviraje que acusó Senna momentos antes de su accidente como una causa más fiable de su inminente fallecimiento: "El coche primero subviró y Ayrton se fue recto. Pero lo primero que ocurrió fue el subviraje, del mismo modo que muchas veces se ve en Superspeedway en Estados Unidos. El coche pierde la parte trasera, el piloto corrige, y luego el coche se va recto colisionando contra las protecciones, lo cual tampoco da señales de un problema en la barra de dirección"

Por otra parte, los intereses deportivos de Senna en su decisión de fichar por Williams para la temporada 1994 suponen un motivo de impotencia para Newey, quien todavía lamenta los riesgos que tomó el brasileño en su carrera deportiva para contar de nuevo con un monoplaza competitivo.

"Supongo que una de las cosas que siempre lamentaré es que fichara por Williams porque habían conseguido fabricar un coche relativamente bueno los tres años anteriores y quería estar en el equipo que pensaba que tenía el mejor coche. Desafortunadamente, ese monoplaza no era bueno a comienzos del 94", ha indicado.

Así, Newey ha alabado el hecho de que Senna fuera capaz de mostrar un nivel superior al de las capacidades de su monoplaza, y ha mostrado su pesadumbre con el hecho de que Williams no fuera capaz de recuperar la competitividad hasta unos meses después de la muerte del brasileño.

"El talento y la determinación de Ayrton…intentó manejar ese coche y hacer cosas de las que realmente no era capaz. Y simplemente es una pena y es muy injusto que estuviera en esa situación. Y entonces, obviamente, para cuando mejoraron ese coche, él ya no estaba entre nosotros".

Usuario no registrado Queremos saber tu opinión
¿Nuevo en SoyMotor.com? ¡Bienvenido! Regístrate aquí para participar.
Scroll To Top