CONTACTO

Mitsubishi ASX 2017: a imagen y semejanza del Outlander

Cargando vídeo...

Es indiscutible que el mercado de los SUV del segmento C está en auge y en Mitsubishi lo saben bien, por eso no han escatimado esfuerzos para darle otro empujón estético a su ASX con un segundo restyling que también mejora su equipamiento de serie.


El modelo más vendido de Mitsubishi en España es el ASX, y desde febrero está disponible en los concesionarios de nuestro país el nuevo facelift de este SUV compacto que, con pocos cambios, muestra ahora un diseño exterior más acorde al resto de modelos de la gama y especialmente al de su hermano mayor, el Outlander, y al recientemente presentado Eclipse Cross. Este último se pondrá a la venta a finales de año en España pero, atención, no sustituirá al ASX ni compartirá, lógicamente, su gama de precios.




La metamorfosis del ASX se basa en la incorporación de un nuevo paragolpes frontal que la marca denomina dynamic shield, con unas líneas sinuosas y cromadas que recorren el frontal desde las ópticas hasta los extremos inferiores de la defensa delantera. Es una modificación somera, pero de gran impresión estética.



mitsubishi-asx-2017_lateral.jpg



Del mismo modo, Mitsubishi también ha modificado los pilotos traseros, ahora con leds, y ha añadido una antena de recepción para el GPS con forma de aleta de tiburón. Por último, ahora se ofrece con llantas de aleación de nuevo diseño y hasta 18 pulgadas de diámetro. Sin embargo, las medidas del ASX apenas han cambiado, –sí lo hace tímidamente en longitud hasta 4,35 metros, debido al nuevo frontal–, pero no ha variado su batalla, anchura o altura, por lo que el habitáculo es básicamente el mismo.



El volante de tres radios es multifunción y se ofrece en combinación con una caja de cambios automática de seis velocidades, que puede incorporar opcionalmente levas para el cambio de marchas. Los asientos incorporan un nuevo acolchado y distintas tapicerías a las de la versión de 2013, además de un navegador opcional que utiliza la pantalla táctil de 7 pulgadas.



mitsubishi-asx-2017_interior_0.jpg



 



PARA CASI TODOS



Mitsubishi contó con SoyMotor.com en su presentación nacional del ASX 2017, con el que tomamos contacto durante una prueba de 100 kilómetros que combinó carreteras reviradas con una mayoría de recorrido por vías rápidas en Málaga.



En el interior encontramos una postura de conducción elevada y agradable; el asiento, aunque algo corto de banqueta, nos resultó confortable durante la prueba, mientras que el acceso al habitáculo resulta muy sencillo en las plazas delanteras. También es cómodo en las traseras, aunque algo menos debido a que el hueco que deja la puerta para entrar no es muy largo –hay que ‘maniobrar’ un poco con las piernas para acceder–.



mitsubishi-asx-2017_interior.jpg



La insonorización no es la mejor del segmento, ni por rodadura ni por aerodinámica, pero tiene poco que envidiar a la de un Fiat 500X, uno de sus rivales por naturaleza, y tanto por visibilidad como por luminosidad sí cumple con creces. Resulta difícil medir los consumos con fiabilidad sin un recorrido más largo, pero la versión Diesel básica con el nivel de equipamiento Motion rondó los 5,4 litros a los 100 en vía rápida, una buena marca para un coche con el perfil aerodinámico de un SUV como el ASX –a cambio, no sufrimos por altura al techo en ninguna de las plazas, ni lo harán personas que estén por debajo de los dos metros.



Por calidades y acabados, nos dejó una agradable sensación general, con los típicos plásticos duros japoneses, pero también con la sensación de que su espesor y acabado están por encima incluso de su precio. No encontramos bordes cortantes ni malos ajustes que devienen en vibraciones al cabo de unos años de vida.



mitsubishi-asx-2017_trasera.jpg



Apenas transitamos por caminos de tierra, aunque sí por asfaltos rotos, de nuevo con buenas sensaciones. Su carrocería no balancea de una forma notable, una grata sorpresa que nos recuerda a un turismo puro… si bien carece de la precisión de un compacto, ya sea por el perfil 55 de sus neumáticos o por el reglaje de la dirección, que no transmite todo lo que pasa en las gomas. Tampoco es algo imprescindible e incluso nos recuerda al tacto de la mayoría de todoterreno, aunque con un confort medio bastante superior.



El cambio manual de seis velocidades ofrece un manejo suave y suficientemente preciso y el tacto de la frenada es muy agradable, si bien no pudimos medir su resistencia a la fatiga. No es un coche que invite a rodar rápido, tampoco en lo tocante a su motor, al menos en la versión con la que tuvimos contacto, la 160 DI-D. Pero eso no implica una mala crítica: este pequeño bloque de 1.6 litros maneja con impecable soltura los 1.455 kilos del ASX en la inmensa mayoría de las circunstancias, si renunciamos a recuperaciones fulgurantes. Y esta sensación resume nuestras impresiones iniciales: estamos ante un SUV compacto práctico, de una estética acertada –sólo así se aguantan siete años en el mercado sin palidecer– y rendimiento dinámico más que suficiente, un equilibrio válido para prácticamente cada persona que busca un coche nuevo para la familia con el presupuesto que admite este ASX.



mitsubishi-asx-2017_carretera.jpg



 



OPORTUNIDAD INMEDIATA



Los precios del nuevo ASX parten de 18.100 euros en su acabado básico, llamado Challenge, en combinación con su motor de gasolina 160 MPI de 1.6 litros y 117 caballos, tracción delantera y cambio manual. Sin embargo, durante un tiempo muy limitado, la marca ofrece un suculento descuento que rebaja su precio hasta los 15.900 euros. A partir de ahí, se puede mejorar el nivel de equipamiento si se adquieren los acabados Motion –intermedio– o Kaiteki –tope de gama–, que pueden incluir motores Diesel. El básico, el probado 160 DI-D se combina con un cambio manual de seis velocidades y ofrece en opción la tracción integral, mientras que el más potente 220 DI-D –de 2.3 litros y 150 caballos– lleva de serie la tracción total y también un cambio automático de seis velocidades. Ésta última versión parte de los 31.200 euros, sin descuentos.



En 2016, Mitsubishi vendió en aproximadamente 6.000 unidades del ASX en nuestro país. Pese a su veteranía en el mercado, este año esperan repetir ventas con esta discreta pero inteligente renovación de su imagen y un precio de lanzamiento muy competitivo en su segmento.

Para comentar o votar INICIA SESIÓN
1 comentario
Imagen de forgendro

Interesante coche y flipante su precio! Si un Focus vale más!! Sobre el vídeo, mejor locutados, sí . Gran acierto!

Usuario no registrado Queremos saber tu opinión
¿Nuevo en SoyMotor.com? ¡Bienvenido! Regístrate aquí para participar.
Scroll To Top