Nuevo informe de la ONG a las vísperas del Gran Premio

Amnistía Internacional califica Abu Dabi de "estado sumamente represor"

Amnistía denuncia que los activistas pueden acabar en prisión por un simple tuit

Lamentan que el mundo acepte la imagen pública que promueven los EAU con actos masivos como la carrera de Fórmula 1

AmpliarLogotipo de Amnistía Internacional - LaF1Logotipo de Amnistía Internacional

Amnistía Internacional denuncia ante la opinión internacional el lado oscuro de Abu Dabi a menos de 24 horas para que comience el Gran Premio del Yas Marina.

Es habitual que se critique la falta de democracia de países como Baréin o China, dos países con carreras en el calendario, pero lo cierto es que el lujo de los Emiratos Árabes Unidos siempre ha eclipsado cualquier escepticismo.

"Se está viendo que, tras la fachada de ostentación y glamour de EAU, se oculta la cara mucho más siniestra de un Estado sumamente represor, en el que los activistas que critican al gobierno pueden ir a parar a la cárcel por el simple hecho de publicar un tuit", ha afirmado Hassiba Hadj Sahraoui, directora adjunta del Programa de Amnistía Internacional para Oriente Medio y el Norte de África. 

Los espectadores de la F1 apenas tendrán una idea de la cruda realidad de la vida de los activistas en los EAU

"Se espera que este fin de semana se conecten para ver el Gran Premio Fórmula 1 de Abu Dabi millones de espectadores de todo el mundo, pero la mayoría de ellos apenas tendrán idea de la cruda realidad de la vida de los activistas en EAU".

"La magnitud de la represión ha sido escalofriante, pero lo cierto es que el mundo ha hecho en gran medida caso omiso del terrible trato que reciben en EAU los activistas críticos con el gobierno y sus familias. Es hora de que los aliados internacionales de EAU dejen de cerrar los ojos a los abusos incontrolados de las autoridades y antepongan firmemente los derechos humanos a los intereses comerciales".

Para comentar o votar INICIA SESIÓN
2 comentarios
Imagen de caldereta84

A todo esto está claro lo que piensa el propio bernie al respecto:" con tal de que tengan mucha pasta, qué más da que repriman a su pueblo..."

Imagen de caldereta84

Esta situación es culpa de bernie. Sería capaz de hacer negocios con el diablo con tal de salir ganandose unos euros. La f1 debería de ponerse unos límites aunque eso significase los pilotos tuviesen que contar un poco menos, los coches ser un pelín más cutres o el propio bernie un poco menos exageradamente rico.

Peto como deporte, sería más noble.

Usuario no registrado Queremos saber tu opinión
¿Nuevo en SoyMotor.com? ¡Bienvenido! Regístrate aquí para participar.
Scroll To Top