CURIOSIDAD

Esta bola de fuego es un Ford Shelby GT350

El espectacular suceso tuvo lugar durante un 'track day' en el Roeblign Road Raceway

El incendio se debió a un fallo en el motor, por lo que Ford decidió compensar al cliente

Este usuario entregó su Ford Shelby GT350 quemado y recibidó un GT350R 2017

AmpliarTras la bola de fuego se esconde la trasera de un Ford Shelby GT350 - SoyMotorTras la bola de fuego se esconde la trasera de un Ford Shelby GT350

Joe Charles vivió uno de los momentos más desagradables de su vida durante un 'track day' celebrado en el Roebling Road Raceway, circuito situado en el estado de Georgia. Y es poco después de empezar la segunda jornada de pruebas con su flamante Ford Shelby GT350, su vehículo comenzaba a arder de forma inexplicable hasta convertirse en una auténtica bola de fuego que rodaba a casi 200 km/h.

Por suerte, Joe Charles pudo abandonar el vehículo y no sufrir daños físicos gracias a su rápida reacción. Con el líquido de frenos hirviendo por las altas temperaturas derivadas del incendio y sin opción a usar el freno de mano ya que el mecanismo también quedó calcinado, Joe pudo colocar su coche en primera para aminorar la velocidad y luego deternerlo. Sin embargo, a pesar de los esfuerzos de nuestro protagonista y de los trabajadores de la pista, la trasera de su Ford Shelby GT350 amarillo quedó totalmente calcinada.

vgy76hniuzmkcqwimeih.png

Investigaciones posteriores al percance determinaron que el Ford Shelby GT350 había sufrido un fallo en uno de los componentes del motor, lo que provocó una fuga masiva de combustible bajo el capó. Cuando el líquido alcanzó los gases calientes del escape se provocó el gigantesco incendio que se abrió camino a través del coche. Además, una línea de combustible estallo y envió las llamas hacia la parte trasera del coche tal y como se puede apreciar en la imagen capturada por otro de los participantes en este 'track day'.

Debido a que el incendio se produjo por un fallo puntual en el motor, Ford y el concesionario donde Joe Charles compró su Ford Shelby GT350 han decidido recompensar a su cliente. De esta forma, Joe ha tenido que entregar su vehículo al distribuidor local para que la marca pueda investigar las causas del accidente y a cambio ha recibido un nuevo y reluciente Ford GT350R 2017. Es evidente que al final nuestro protagonista ha salido ganando con el cambio, pero el susto vivido no se lo quitará nadie.

g396nm8rrvrbqkmyhdci.png

Usuario no registrado Queremos saber tu opinión
¿Nuevo en SoyMotor.com? ¡Bienvenido! Regístrate aquí para participar.
Scroll To Top