GP España F1 2020
La columna de Alex Palou

Alex Palou: relato de mi primer podio en la IndyCar

En la primera carrera de Road America, mi tercera en IndyCar, ha terminado tercero

En la segunda carrera peleé por la victoria hasta que unos neumáticos no quisieron coger temperatura

AmpliarAlex Palou: relato de mi primer podio en la IndyCarAlex Palou: relato de mi primer podio en la IndyCar

Este sábado fue uno de esos días en los que cuando te bajas del coche tienes el teléfono móvil a reventar de mensajes y notificaciones. Me he pasado unas tres horas respondiendo a todo el mundo que me había escrito, pero aprovecho esta plataforma para disculparme si en algún caso no lo he hecho. Sabed eso sí que me gusta mucho que me escribáis, porque es muy alentador saber que hay tanta expectación en casa. Es una motivación para seguir trabajando a tope y os lo agradezco sinceramente.

Veníamos de una semana dura tras lo que había ocurrido en Indianápolis, pero ya os dije entonces que no estábamos tan mal como parecía en esa carrera. Lo hablaba este domingo con el equipo, que daba la sensación de que llevábamos mucho más tiempo en esto cuando en verdad apenas habíamos hecho una carrera en oval y una en un circuito rutero. Quién habría podido pensar que en nuestra tercera prueba de IndyCar estaríamos en el podio y que en la cuarta clasificación pelearíamos por la Pole. Hemos llegado aquí mucho antes de lo que esperábamos, de modo que es importante mantener un equilibrio entre ambición y realismo para seguir trabajando duro sin perder de vista que lo que acaba de pasar no es normal.

En Road America me sentí muy bien desde el primer minuto de los entrenamientos. Me fue muy útil tener fresca la referencia de Indianápolis, no sólo porque ya sabía que podía esperarme del coche, sino también porque el equipo sabía qué necesitaba para ser rápido y pudo prepararme mejor los reglajes. Eso se notó un montón. Me sentí competitivo en los entrenamientos y conseguí el sexto mejor tiempo, de modo que las sensaciones ya eran prometedoras.

De ahí nos fuimos a la primera clasificación… que fue bastante mala. Con el neumático negro marqué el segundo mejor tiempo, pero volví a tener un desliz con el de color rojo. Me pasó como en Indianápolis, que por el poco rodaje acumulado me costaba extraerle todo su potencial a una vuelta. De modo que me vi decimocuarto en la parrilla de salida, lejos de mi posición real.

alex-palou-road-america-4-soymotor.jpg

 

Pero la carrera fue mucho mejor. Como piloto, a veces sientes que hay días en los que todo te sale bien. Te sientes con la confianza necesaria para asumir más riesgos que de costumbre, porque algo te dice que todo saldrá bien. Y cada adelantamiento que haces te sirve para reafirmar tu confianza, de modo que cada vez eres más fuerte. Eso fue lo que pasó este sábado.

Gané cinco o seis posiciones en las dos primeras curvas. Tenía que jugármela, porque sabía que tenía coche para estar entre los cinco primeros y quería perder el mínimo tiempo posible. La IndyCar es como el karting: has de ir a machete. El contacto está permitido. De hecho, a los comisarios les gusta el contacto rueda a rueda porque es bueno para el espectáculo. Todo el mundo va con el cuchillo entre los dientes y nuestro coche no podía ser menos.

Íbamos flotando. Me sentía a tope y el coche estaba a tope. De hecho, tengo la sensación de que teníamos ritmo para pelear por la victoria. Perdimos un par de segundos en las dos primeras paradas en boxes, pero en la tercera, que era la más importante porque entramos todos los coches de golpe con un coche de seguridad, el equipo estuvo perfecto y ganamos una posición. Sabemos que ésa es un área en la que tenemos que trabajar, pero también es verdad que nos enfrentamos a pilotos con décadas de experiencia, gente como Scott Dixon o Will Power, cuyos equipos saben perfectamente dónde pararán cada vez que entran al Pit-Lane, si entrarán fuerte o no. Todo eso se nota. Hemos de seguir trabajando, pero creo que poco a poco iremos mejorando.

No peleé en pista con debutantes, sino con campeones de la categoría. En las últimas vueltas pasé a Ryan Hunter-Reay para ser tercero. La primera vez fue en la recta principal. Él me empujó hacia la hierba, pero yo tenía que intentarlo porque estaba el podio en juego. Pero en la segunda curva, cuando yo ya estaba tercero, salió la bandera amarilla y tuve que devolverle la posición. En la IndyCar, el adelantamiento sólo cuenta si estás por delante del otro piloto al inicio de un sector. De no haber sido así, quizá habríamos podido atacar a Will Power por la segunda posición, pero son cosas que pasan.

Creo que con el paso de los años he aprendido a mantener la concentración en lo importante, en las cosas que puedo cambiar, y dejar de pensar en aquellas que escapan a mi control. Da rabia cuando te piden que dejes pasar a un piloto al que acabas de adelantar, pero tienes que hacerlo porque no hay otra. Es mejor no pensar en ello y seguir concentrado, porque si te despistas toda tu carrera se puede venir abajo.

Me alegra que el podio fuera con Scott Dixon y Will Power, porque son dos grandes veteranos de la categoría, los que tienen más pódiums y victorias. Pude hablar con ellos antes del podio, sobre todo con Will, a quien ya le dije cuando le conocí que yo era un gran fan suyo porque como persona y piloto es muy especial. Es quien ha conseguido más Pole Positions en la IndyCar, 52 en total, que es como pasarse tres temporadas enteras haciendo la Pole. Estuve hablando con ellos y me felicitaron. Will dijo que estaba algo asustado porque lo estaba pillando al final de la carrera, aunque él aún tenía unos 70 segundos de push-to-pass -que son unos 20 caballos extra de potencia- y a mí sólo me quedaban 20 segundos. Al final no lo pude pasar, pero estuvimos bastante cerca.

podio-road-america-indycar-soymotor_2.jpg

alex-palou-podio-road-america-soymotor.jpg

 

El domingo fui tercero en la sesión de clasificación. De hecho, creo que el día en sí fue mejor que el sábado, a pesar de que el resultado no brilló tanto. Me quedé a unas 50 milésimas de la Pole Position, que en una pista de seis kilómetros es tan simple como apurar un poquitín en una curva. Pero salí tercero y me llegué a poner segundo en un par de ocasiones, escapándome con Patricio O'Ward y sintiendo que teníamos mucha velocidad.

Adelanté dos veces a Colton Herta por la segunda posición. Pasó como el sábado, que salió un coche de seguridad y tuve que dejarlo pasar. Admito que ahí sí me dolió un poco más, porque un adelantamiento por la segunda posición es algo grande y no es fácil de repetir. Pero el caso es que lo pudimos hacer, lo cual es fantástico para nuestra confianza. Esa primera tanda fue de control. Pude ahorrar push-to-pass y conservar neumático y combustible.

La carrera se torció en boxes. Los neumáticos negros que puse no quisieron coger temperatura. Ahí perdimos unos 20 segundos y nuestra oportunidad de victoria, por más que luego pudiéramos recuperar el balance y ser séptimos, que está súper bien. Los neumáticos te los ponen en frío y la temperatura ambiental era un poco más baja el domingo que el sábado. Parece una tontería, pero si no los calientas vas más lento, si vas más lento los calientas menos y cada vez es peor, y parece que te hayas cargado los neumáticos cuando el problema es que no las estás usando bien. Era una bola de nieve que cada vez iba a peor y no podía adelantar mi siguiente parada porque, de haberlo hecho, no habría podido cubrir la carrera en tres pit-stops. Son cosas que pasan. La IndyCar es es así. Lo vimos el domingo, con Power undécimo y Dixon duodécimo. Estoy contento de ser séptimo en un mal día.

En fin. Ya he vuelto a Austin. Del podio del sábado me quedo con la fotografía y con la gorra, porque el trofeo es para el equipo. Yo colecciono gorras.

Este fin de semana tocan dos carreras en Iowa, que será mi primer óvalo corto. Toca cambiar de chip. Pasamos de ser un debutante que quiere pelear por la victoria para pelear por estar en la IndyCar a ser un rookie de los óvalos que quiere analizarlo todo con calma para aprender y hacer las cosas como toca, a pesar de que el resultado no pueda ser tan brillante. Todos queremos ganar, pero es importante pasar por todas las fases del aprendizaje y es evidente que tenemos más trabajo por hacer en los óvalos que en los circuitos ruteros. Quiero ganar experiencia y usar estas carreras a modo de entrenamiento, porque en menos de un mes estaremos ya con los preparativos de las 500 Millas de Indianápolis, que es la gran carrera de la temporada.

Ah, por cierto: ¿sabéis por qué llevo el número 55? Mi equipo es el Team Goh y 'goh' en japonés significa 'cinco'. Cuando entramos en la IndyCar pedimos el dorsal cinco, pero ése ya lo tenía reservado un equipo y no nos lo quiso dar. De modo que al final optamos por el 55 a modo de agradecimiento, porque es como decir dos veces 'goh'. Una anécdota curiosa. ¡A por Iowa!

alex-palou-road-america-columna-soymotor.jpg

Hablando con Eric Cowdin -izquierda- y Ross Bunnell -derecha-, mi ingeniero de pista y mi ingeniero de rendimiento

 

Si quieres leer más noticias como ésta visita nuestro Flipboard

Para comentar o votar INICIA SESIÓN
8 comentarios
Imagen de Fls-11
O'Ward 3ero en la general con 110 pts empatado con S Pagenoud y Alex Palou llega a la 12ma de la general con 79 pts y van por más este próximo viernes - sábado, suerte para ambos a seguir demostrando ese buen talento
  • 2
  • 0
Imagen de Fls-11
Gran desempeño de los pilotos hispanohablante Palou(español) y O'Ward(mexicano) ambos se estrenaron con podios, Palou 3ro! En la primera carrera de Road América y O'Ward 2do en la segunda carrera además de la Pole position
  • 3
  • 0
Imagen de jumper
Va llegar con más chance que Alonso de ganar Indy 500.
  • 1
  • 1
Imagen de Hellowis
Pq no soñar con Indianapolis??
  • 2
  • 0
Imagen de TETE42
Sigue así crack k la primera victoria esta cerca.
  • 2
  • 0
Imagen de Racer
Gran finde semana Alex!! Solo te falta un puntito mas de experiencia en la categoría, pero la calidad está ahí.
  • 3
  • 0
Imagen de jumper
La primer carrera de menor a mayor, la segunda de mayor a menor, pero un muy buen desempeño. Esto es lo que tiene IndyCar, las manos gravitan mucho más, son varios equipos y no solo tres, los que pueden ganar legítimamente y por rendimiento, McLaren (bien asociado) casi gana con Pato O Ward en la cuarta competencia.
  • 2
  • 0
Imagen de Fast Driver
Magnífico fin de semana para Palou 3 el sábado y 7 el Domingo....No esta mal para un novato!!....
  • 7
  • 0
Usuario no registrado Queremos saber tu opinión
¿Nuevo en SoyMotor.com? ¡Bienvenido! Regístrate aquí para participar.
Scroll To Top
Update CMP