Artículos SoyMotor.com

Pirelli P Zero de competición vs P Zero de calle: ¿Se parecen?

AmpliarMecánicos de Force India en Baréin - SoyMotorMecánicos de Force India en Baréin

Los neumáticos son noticia recurrente en esta web. No es para menos. Ya sea en competición o en la calle, son el único punto de contacto entre el coche y el asfalto. Afectan directamente al rendimiento del coche y a las sensaciones que nosotros percibimos desde el volante.

A menos que vivan en un iglú, sabrán que Pirelli es la firma que se encarga del suministro de neumáticos en la Fórmula 1. Y sabrán que su actividad no se limita a los Grandes Premios, sino que son una compañía global. Para indagar en las semejanzas y diferencias entre su producto deportivo y el de uso diario, hemos conversado con Florenci Caso, su responsable de competición y también de Investigación y Desarrollo en España.

En este artículo repasaremos esas semejanzas y diferencias, y veremos qué tienen que ver las ruedas que monta nuestro cochecito con las de un trasto de casi 1.000 caballos de potencia. Y, por qué no, también echaremos un vistazo al futuro.

 

¿EN QUÉ SE DIFERENCIAN?

Si nos fijamos en los neumáticos de un monoplaza de Fórmula 1 y bajamos a mirar los que lleva nuestro coche, se parecen lo mismo que un huevo a una castaña, por mucho que ponga Pirelli en un lateral. Pese a eso, tienen más similitudes de las que podría parecer, y sobre todo, hay tecnología compartida.

 

© Pol Santos

 

Atendiendo a sus diferencias, en primer lugar tenemos unas medidas distintas, que acompañan a unas exigencias distintas. Lo que diferencia a un Fórmula 1 del resto de coches, no es la velocidad máxima ni la aceleración, es el brutal paso por curva que tienen. Esto es lo que más exige a un neumático, si bien se ven ayudados por la aerodinámica, suspensiones, o el hecho de que el centro de gravedad está por debajo de los ejes, así que la dinámica al girar es completamente distinta, el coche tiende a inclinarse hacia dentro. 

Es clave el tamaño, además de la huella mucho más grande, porque un neumático de Fórmula, con una llanta de 13 pulgadas, ofrece una mayor capacidad de amortiguamiento. A su vez, esto pone una gran dificultad en la estabilidad del neumático en cuanto al comportamiento de su carcasa, tienen mucho aire -por volumen, porque la presión es muy baja- y las deformaciones son enormes. En este sentido, gomas de otras competiciones como los GT o rally se parecen más a las de calle.

Además, en competición se piden las máximas prestaciones posibles, ese es el objetivo. En calle, las prestaciones son importantes, pero aparece un punto vital que es la durabilidad. Es vital que el comportamiento sea estable a lo largo de la vida del neumático, pues cuentan con una mayor cantidad de goma y una duración mucho mayor. 

El dibujo es importante también, no solo porque es lo que marca el uso que se le da al neumático y la cantidad de agua que es capaz de evacuar, también resta rigidez a toda la estructura. En calle influyen las menores temperaturas y condiciones menos severas, que estresan menos el compuesto y lo hacen más estable, permitiendo un taco mucho mayor.

 

 

Para que os hagáis una idea, el taco de las gomas de lluvia extrema de Pirelli en F1 mide 5 milímetros de alto –dato sacado de las ruedas de 2011–, mientras que las de calle se van a poco menos del doble. 

 

 

¿Y QUÉ TIENEN EN COMÚN?

Hasta aquí, uno podría decir que un neumático Pirelli de competición es totalmente distinto a uno de uso diario. Pero ésa sería una lectura superficial. Como toda empresa vinculada al deporte de motor, Pirelli se beneficia de su experiencia en los circuitos para transferir tecnología y experiencia que sí es válida para su departamento de calle. En cualquier empresa, uno de los factores claves es su gestión del conocimiento, y Pirelli no es distinta.

Conocer bien cómo se calienta un compuesto ante los esfuerzos a los que es sometido, comprobar cómo es su comportamiento histérético, entender las distintas mezclas de caucho natural y sintético... Todo esto y más forma parte del saber hacer que se transfiere de las carreras a la calle. El material de los tejidos también es semejante, tanto que se usan poliamidas como el Nylon, el Kevlar o el Rayón.

 

© Pol Santos

 

La maquinaria de construcción es la misma en un Fórmula 1, un coche de tipo GT, uno de rallyes... o incluso uno de calle. Y siempre cuenta con una primera fase de construcción de la carcasa, una segunda de adición de la banda de rodadura, cinturas y demás elementos. Después, se procede a la unión de todos los materiales y el vulcanizado del caucho en el molde. Bastante tradicional, hasta aquí.

Pero en las carreras se requiere una uniformidad fuera de lo común. Pirelli hace sus neumáticos minimizando los efectos de las juntas, añadiendo material de forma progresiva en finas bandas, de modo que el inicio de una nunca coincida con la de otra.

En los neumáticos de calle, el descarte es menor durante el proceso de fabricación, pues este factor no es tan crítico y se dan menos fallos por diseño y desarrollo. En cualquier caso, siempre es necesario un correcto equilibrio, hablemos de la disciplina que hablemos.

Por encima de todo esto, siempre hay unos requisitos altos que cumplir.  Y eso se ocnsigue mediante un cuidadoso diseño y desarrollo.

Puede que el neumático ultrablando que Lewis Hamilton usó para hacer la Pole Position en Bélgica 2017 se parezca poco a las gomas de nuestro coche de calle. Pero el saber hacer que Pirelli adquiere en la alta competición se traslada a todos los niveles de la firma, repercutiendo positivamente en el consumidor.

 

 

DE LA IDEA AL COCHE

Los estándares de calidad y los requisitos que se exigen son muy altos, también fuera de los circuitos.

Cuando una marca encarga a Pirelli el desarrollo de un neumático, se celebra una reunión entre ambas partes para que la firma exponga las características que espera obtener de su nuevo neumático. Cuando se ponen de acuerdo, Pirelli empieza el trabajo de desarrollar para satisfacer las exigencias de su cliente. Dispondrá de un año de trabajo para hacer el neumático perfecto.

En la Fórmula 1, la idea base es la misma. Pero los plazos son radicalmente más cortos. Los neumáticos son más blandos o más duros en función de la opinión del organizador y de los equipos, cuya opinión es tomada en consideración a la hora de definir el producto objetivo. Cuando existe una dirección, la casa italiana se pone manos a la obra con un programa de pruebas extremadamente compacto que les obliga a ser de lo más eficaces en su labor.

Para desarrollar los neumáticos de 2018, Pirelli prepara centenares de prototipos que prueba y descarta a lo largo de 25 días de pruebas en circuito. Hasta septiembre, su programa de tests estaba enfocado a pulir la construcción de los P Zero de nueva generación. A partir de ahora, la atención se centrará en el perfeccionamiento de cada compuesto.

Vemos que el desarrollo de los neumáticos tiene un componente de dificultad añadida, cuando se trata de la Fórmula 1. A Pirelli no le queda otra que suplir días de circuito con ensayos en máquina y simulaciones. En base a eso Pirelli genera una serie de posibilidades, una especie de carta que lleva al circuito y que los equipos prueban en los test para elegir la mejor. 

Este año en F1 las condiciones con mucho más exigentes, pero la huella también es mucho más grande, lo que ha facilitado las cosas. El equilibrio entre todos los parámetros se decide entre todos los equipos y organismos.

Otros años hemos visto comportamientos que poco tienen que ver con decisiones de Pirelli, puesto que como hemos dicho, estos llevan una carta y todos deciden. Siempre se intenta buscar un equilibrio, unos neumáticos que se destrocen rapidísimo pueden ser muy espectaculares, pero no convienen a Pirelli en cuanto a imagen de marca. Este año decaen menos, con una mezcla más evolucionada con menos histéresis.

No es tan sencillo como hacer un neumático lo más blando posible y ya está. Cuanto más blando sea un compuesto, mayor flexión tendrá, y por tanto mayor decaimiento, es decir, pérdida de rigidez en el mismo, con la consecuente pérdida de agarre e inconsistencia en su comportamiento.

Sea como sea, vamos a encontrar críticas de los pilotos y equipos sí o sí. Nadie se acuerda de sus gomas cuando todo va bien, pero todos se lanzan a criticarlas en cuanto algo no sale como debería. Y es que es lo malo de desarrollar una misma gama para todos, tienen que hacer que los coches se adapten a las gomas, no al revés.

En la calle, sin embargo, el desarrollo toma unos 2 años en conjunción con los propios prototipos del coche. Y es que la marca pone las condiciones y una lista de requisitos negociadas con Pirelli, así que la colaboración es buena para ambas partes. Pirelli se compromete a cumplir dichas condiciones, de modo que cada producto es específico para cada coche, aparte de su gama normal. Por eso es importante no escatimar en neumáticos.

 

 

En cuanto elevamos las prestaciones del coche el desarrollo se vuelve más exigente, pero hay que intentar mantener esa estabilidad y fiabilidad. Para calle interesa incluso filtrar un poco del comportamiento. Al fin y al cabo, el cliente solo ve los bueno o lo malo, no todo el desarrollo que hay detrás.

Esta homogeneidad en el comportamiento es uno de los mayores objetivos de Pirelli, y es la parte más difícil de simular en la etapa de diseño y desarrollo. Incluso cuentan con un departamento exclusivamente dedicado a que todas las ruedas sean iguales.

Y es que no todo es agarre, como decíamos, durabilidad, confort, ruido, y últimamente en mayor medida el consumo son factores a tener en cuenta antes de poner una rueda en la calle.

 

 

UN VISTAZO AL FUTURO

No sabemos muy bien lo que nos deparará exactamente la normativa de la competición, pero sí parece que, al igual que lo que vemos en nuestras carreteras, se empieza a oír un chisporroteo acercándose.

En un futuro, los neumáticos para los vehículos eléctricos serán el siguiente gran reto. Sí, un motor eléctrico es capaz de dosificar mejor su entrega, pero también cuentan con más par. Estos motores abren un nuevo abanico de posibilidades, no hace falta nada más que fijarse en la locura de aceleración que consiguen los Tesla.

 

 

Esto tiene mucho mérito, pues son coches muy pesados. Esta es la gran desventaja que tienen por ahora, al ser humano no se le da excesivamente bien almacenar electricidad, y las baterías son un gran peso a tener en cuenta. Se necesitan neumáticos que aguanten mejor este exceso de carga.

Y no podemos olvidar el objetivo de todo esto, que es consumir menos. Aquí los neumáticos también tienen mucho que decir. En principio menos rozamiento ayuda a gastar menos, pero también perjudica el agarre. Es por esto que el desarrollo de los neumáticos se vuelve a poner interesante, la búsqueda de la eficiencia es vital.

Se busca la sostenibilidad, no solo atendiendo al consumo, sino en todo el proceso, desde la obtención de materias primas hasta la fabricación y retirada. Quién sabe si en un futuro algo más lejano, técnicas como la impresión 3D nos permitan mejorar todo el proceso, o incluso cambiar lo que entendemos por neumático hoy en día.

 

Si quieres leer más noticias como ésta visita nuestro Flipboard

Para comentar o votar INICIA SESIÓN
9 comentarios
Imagen de Manchego
[#9 pbc1967] Basura o no también depende en el coche que estén montados. Yo te puedo hablar de unos michelin energy 225x45x17 y unos P7000 en un RS y el rendimiento de los P7000 era muy superior a los energy. Quizas si los montas en un R32 la cosa sea diferente. Creo que depende del coche...
Pirelli puede suministrar neumaticos a lamborghini y a quien quiera, pero eso, no los hace ser buenos neumáticos solo, buenos comerciantes, los neumaticos Pirelli para mi sieguen siendo basura, no importa el auto que los lleve puestos, si no me los cambian no compro un auto con esos neumaticos.
  • 0
  • 1
Imagen de pbc1967
Pirelli puede suministrar neumaticos a lamborghini y a quien quiera, pero eso, no los hace ser buenos neumáticos solo, buenos comerciantes, los neumaticos Pirelli para mi sieguen siendo basura, no importa el auto que los lleve puestos, si no me los cambian no compro un auto con esos neumaticos.
  • 1
  • 1
Imagen de Rey
[#4 ThePinkStig] Aqui diran lo que quieran de Pirelli, pero que Lambo los calzen dice bastante de ellos. y no para mal.
Pues yo he probado los P Zero en distintas medidas y van del carajo. No sé si se parecen mucho a los de F1 (esos no los he probado), pero algo deben aprender en las 200 competiciones en que es suministrador.
  • 1
  • 2
Imagen de Stavelot
[#5 fenix80] Hombre fenix, lo de la F E es un poco oportunista... por peso potencia y duracion de la carrera, con ruedas duras como piedras, yo creo que poco se va a aprender, porque es poco mas que montar las ruedas en un coche normal. Poco reto o leccion veo ahi para michelin!! Valdria con poner el pilot de calle en los F E, creo yo...
#2 Si, lo he leído, y parece una traducción de la propaganda de Pirelli.
 Michelin, en la FE, impuso ciertas condiciones para suministrar los neumáticos, orientadas a que la tecnología pudiera exportarse a los coches de calle. 
 -dimensión de 18 pulgadas
 -banda de rodadura lleva dibujo como los de calle, rinde tanto en seco como en mojado
 -duración de hasta 700Km, nunca se cambia durante una jornada de ePrix
 -prohibida la utilización de calentadores
 ---
 #3 los probaron, pero los neumáticos de 13" son parte de la suspensión de los F1, por lo que una modificación de estos implica un rediseño de gran parte del coche.
  • 1
  • 1
Imagen de fenix80
[#2 Stavelot] Si, lo he leído, y parece una traducción de la propaganda de Pirelli.
 Michelin, en la FE, impuso ciertas condiciones para suministrar los neumáticos, orientadas a que la tecnología pudiera exportarse a los coches de calle. 
 -dimensión de 18 pulgadas
 -banda de rodadura lleva dibujo como los de calle, rinde tanto en seco como en mojado
 -duración de hasta 700Km, nunca se cambia durante una jornada de ePrix
 -prohibida la utilización de calentadores
 ---
 [#3 rauda] los probaron, pero los neumáticos de 13" son parte de la suspensión de los F1, por lo que una modificación de estos implica un rediseño de gran parte del coche.
#1 Decían que Pirelli quería hacer neumáticos de 18 llantas para los F1... Es una lástima que no les dejaran, hubiera sido tremendo. Aun así, los de 2017 no están nada mal. ¡Buen artículo!
#1 JAJAJAJA te has leido el articulo Fenix?? A mi me responde la duda de siempre. Los de calle no se desgastan como los de la F1 pero si que aprovechan lo que saben de una cosa en la otra.
  • 2
  • 0
Imagen de ThePinkStig
Pues yo he probado los P Zero en distintas medidas y van del carajo. No sé si se parecen mucho a los de F1 (esos no los he probado), pero algo deben aprender en las 200 competiciones en que es suministrador.
  • 3
  • 1
Imagen de rauda
[#1 fenix80] Decían que Pirelli quería hacer neumáticos de 18 llantas para los F1... Es una lástima que no les dejaran, hubiera sido tremendo. Aun así, los de 2017 no están nada mal. ¡Buen artículo!
Respuesta corta: NO
 Se parecen mucho más los de la FE
  • 5
  • 0
Imagen de Stavelot
[#1 fenix80] JAJAJAJA te has leido el articulo Fenix?? A mi me responde la duda de siempre. Los de calle no se desgastan como los de la F1 pero si que aprovechan lo que saben de una cosa en la otra.
Respuesta corta: NO
 Se parecen mucho más los de la FE
  • 5
  • 1
Imagen de fenix80
Respuesta corta: NO
 Se parecen mucho más los de la FE
  • 4
  • 5
Usuario no registrado Queremos saber tu opinión
¿Nuevo en SoyMotor.com? ¡Bienvenido! Regístrate aquí para participar.
Scroll To Top
Update CMP