Mark repasa el pasado y el presente de su carrera

Webber informó de su retirada a Mateschitz antes que a Horner

Webber se arrepiente de no haber ido a Renault en 2005

Webber insiste también en que los jóvenes pilotos no están preparados para la Fórmula 1

Reconoce que su relación con Vettel dista de ser cordial

AmpliarMark Webber durante el Gran Premio de Singapur - LaF1Mark Webber durante el Gran Premio de Singapur

Seis carreras le quedan a Mark Webber para despedir su longevo paso por la categoría reina del automovilismo, la Fórmula  1, pero el australiano no está satisfecho de todas las decisiones que han esculpido su trayectoria a lo largo de los años.


De hecho, el de Queanbeyan ha admitido que se equivocó en 2004 al aceptar la oferta del equipo Williams en lugar de la de Renault, pues afirma que la opción lógica, la de Grove, demostró ser la errónea con el paso de los años y el dominio de la marca del rombo, que en 2005 y 2006 encadenó dos Mundiales de la mano de Fernando Alonso.



Lo único que cambiaría sería haber ido a Renault en lugar de Williams



"La única cosa que cambiaría sería haber ido a Renault en lugar de Williams (en 2005). Renault no había ganado ninguna carrera, pero luego dominaron (la F1). Fueron como el Red Bull del momento. Yo habría ganado antes y habría tenido a Fernando por compañero, pero en lugar de eso tuve que volver a luchar, y eso se llevó parte de mis energías", ha comentado en una entrevista al rotativo The Guardian.



Mark también aprovechó la ocasión para arremeter contra la poca preparación de las nuevas generaciones de pilotos, una generación caracterizada por una juventud que, en su opinión, no hace ningún bien al deporte.



"Yo empecé tarde, aunque es posible que 24 años sea la edad adecuada. Fíjate en Mansel y Häkkinen, ellos no empezaron hasta entonces porque era lo normal. Ahora, gracias a los simuladores, los niños están llegando muy rápido, pero hay muchos chicos en la parrilla que no deberían estar ahí".



Desde su encontronazo en Turquía 2010, la relación laboral entre Sebastian Vettel y Mark Webber ha sido intermitentemente tensa. La lucha inicial por el liderazgo derivó en una supremacía absoluta del teutón, que en Malasia se atrevió a desafiar a sus superiores al disputarle la posición a su compañero de equipo.



La relación ha llegado al límite; lo afrontamos profesionalmente



"Creo que algunas charlas privadas que hemos tenido desde entonces (Malasia) han sido decepcionantes. Hemos hablado y no estábamos muy contentos por cómo fueron las cosas, ni por qué opinamos el uno del otro. Eso ha llevado la relación a su límite, pero intentamos afrontarlo de manera profesional ya que tenemos a mucha gente que se deja la piel por nosotros, los chicos que trabajan en el coche", ha dicho.



El australiano no anunció su retirada hasta las vísperas del Gran Premio de Gran Bretaña, momento en el que su jefe, Christian Horner, supo que tendría que encontrar un nuevo piloto para 2014. Sin embargo, Webber sí comunicó su voluntad con antelación al propietario de la marca, el austríaco Dietrich Mateschitz, quien prefirió no comunicársela a su plantilla.

Usuario no registrado Queremos saber tu opinión
¿Nuevo en SoyMotor.com? ¡Bienvenido! Regístrate aquí para participar.
Scroll To Top