Habría sido el sustituto de Massa

Webber estuvo a un paso de correr para Ferrari en 2013

"Estuve tan cerca que tenía el teléfono en la mano preparado para llamar a Mateschitz"

AmpliarMark Webber y Fernando Alonso en Singapur - LaF1Mark Webber y Fernando Alonso en Singapur

El final de la vida de Mark Webber en el paddock de la Fórmula 1 está a la vuelta de la esquina, Porsche y Le Mans ya le esperan en el horizonte. El australiano decidió ese camino a mediados de temporada, pero su porvenir podría haber sido muy distinto… Como ha reconocido el propio Mark en Abu Dhabi, el año pasado estuvo a un paso de fichar por Ferrari para haber sido el sustituto de Massa este año.


Las negociaciones estaban tan avanzadas que Webber tenía bien localizado en su móvil el número de Dietrich Mateschitz, el dueño del imperio Red Bull, para comunicarle la decisión de abandonar la escudería rumbo a Maranello: "Estuve tan cerca que tenía el teléfono en la mano preparado para llamar a Dietrich", cuenta sincerándose en Speed Week. Pero finalmente las conversaciones no cristalizaron.



No pudimos llegar a un acuerdo, sino ahora estaría sentado en el coche de Felipe, y también en 2014



Si se hubiera concretado su traspaso a la Scuderia, hoy no estaríamos recordando que le quedan solo tres carreras para decir adiós al Gran Circo de Ecclestone, porque hubiera firmado por dos temporadas: "No pudimos llegar a un acuerdo con Ferrari sino yo ahora estaría sentado en el coche de Felipe, y también en 2014. Me había fijado una fecha límite y el jueves antes de Canadá el año pasado tomé la decisión de quedarme un año más con Red Bull".



El pasado no se puede cambiar, Ferrari decidió dar la enésima oportunidad a Massa y han vuelto a no ser correspondidos por el rendimiento del brasileño. Alonso compartirá equipo con Räikkönen a partir el próximo año y Webber lo verá desde la lejanía. Fernando no solo habría tenido un escudero fiel a su lado, también a uno de los mejores amigos que se ha encontrado por los circuitos.



Me había fijado una fecha límite y el jueves antes de Canadá tomé la decisión de seguir un año más con Red Bull



Para Webber, ahora es tiempo de mirar atrás para analizar todos sus años en la Fórmula 1. Y si algo le ha quedado por conseguir es ser campeón del mundo. "No estaba destinado a ser campeón pero he tenido una carrera orgullosa y honesta", confiesa el australiano a Auto Motor und Sport. Eso sí, aunque no tenga un trofeo que lo certifique, se considera a la altura de los campeones: "Me veo a la par con los que han sido campeones una sola vez. ¿Soy un múltiple campeón potencial? Claramente la respuesta es no".



Webber ha tenido un compañero aventajado a su lado y, a pesar de que no se iría ni a tomar un café con él, no le cuesta reconocer su grandeza: "Seb es excepcional y no tengo ningún problema en admitirlo". "De alguna manera me siento como Gerhard Berger con Ayrton Senna. Gerhard fue también un gran piloto, pero no lo fue suficiente para ganar un título". Como le pasó al austriaco, él también tendrá una espina clavada el resto de su vida…

Usuario no registrado Queremos saber tu opinión
¿Nuevo en SoyMotor.com? ¡Bienvenido! Regístrate aquí para participar.
Scroll To Top