El colapso de Marussia y Caterham ya no preocupa al jefe de Mercedes

Toto Wolff no cree que la Fórmula 1 pierda más equipos

Wolff cree que los equipos con deudas deben asumir sus responsabilidades

Finbarr O'Connell espera vender Caterham durante el mes de diciembre

AmpliarToto Wolff no cree que la Fórmula 1 pierda más equiposNico Rosberg y Lewis Hamilton

Toto Wolff cree que no hay peligro de que la Fórmula 1 se quede con menos de 18 coches en 2015, a pesar del colapso financiero de Marussia y Caterham a finales de 2014 y de la controvertida reaparición de estos últimos en Abu Dabi gracias al crowdfunding.

Wolff, director ejecutivo de Mercedes y accionista de Williams, cree que el modelo financiero de Marussia y Caterham no se podía sostener, pero no ve peligro para los tres siguientes equipos en riesgo (Sauber, Force India y Lotus).

"No creo que perdamos más equipos", dijo Wolff a la revista alemana Sponsors. "Por lo menos, es lo que nos hacen creer a los demás. Ahora estamos debatiendo sobre cómo repartir los trozos del pastel financiero".

Se rumorea que Mercedes podría dar algunas concesiones para ayudar a los equipos que tengan problemas económicos, aunque Wolff aclara que su actitud al respecto no será igual con todo el mundo. El jefe de Mercedes critica la actitud de Ferrari y Red Bull, pero cree que personas como Christian Horner deben mantener el bienestar de sus empleados.

"Ferrari y Red Bull toman una actitud diferente, dicen que este no es su problema. Pero es verdad que no podemos implantar un sistema socialista. Los equipos como Marussia y Caterham tienen que asumir la responsabilidad de sus problemas", explica Wolff.

"Si un equipo tiene una gran cantidad de deudas, hay que preguntarse si ha estado bien aconsejado. Si se gasta más dinero del que se tiene, hay que planear como pagar la deuda".

Toda esta situación se produce en un escenario de incertidumbre. Finbarr O'Connell, administrador judicial de Caterham, está hablando con posibles compradores, para que el equipo pueda correr en 2015. El desarrollo del coche se realizando más tarde de lo previsto, pero O'Connell propuso la semana pasada en la reunión de Ginebra empezar con un chasis de 2014 con motor Renault.

"Se propuso para ayudar a Caterham y a Marussia, pero esa medida estará disponible para cualquier equipo que lo proponga ante la FIA", afirmó O'Connell, que considera que el siguiente paso es encontrar un comprador. "Estoy hablando con inversores que quieran realizar su compra durante el próximo mes".

Pero mientras Caterham está a la espera de que un comprador garantice su supervivencia antes de Navidad, parece que el fin del camino de Marussia está más cerca, con la venta de los restos del equipo anglo-ruso al mejor postor.

"Sabíamos que la temporada sería difícil. Todo estaba muy apretado, cada carrera parecía la última", dijo Max Chilton en declaraciones a Speed Week. "Será muy difícil que encuentre un asiento en otro equipo".

Usuario no registrado Queremos saber tu opinión
¿Nuevo en SoyMotor.com? ¡Bienvenido! Regístrate aquí para participar.
Scroll To Top