El pacto actual vence en 2020

Tost insta a mantener los motores V6 Turbo hasta 2025

El jefe del equipo Toro Rosso no ve necesario hacer un gran cambio reglamentario

Argumenta que la tecnología es válida y que puede atraer a fabricantes a la competición

AmpliarFranz Tost - LaF1Franz Tost

Franz Tost insta a la Fórmula 1 a mantener estable la normativa de los motores hasta la temporada 2025, cinco años más de lo previsto inicialmente. El jefe del equipo Toro Rosso argumenta que la tecnología actual es excelente y que no hay ninguna necesidad de cambiar las reglas del juego en 2020.

Los V6 Turbo llegaron a la categoría reina en 2014 con el objetivo de atraer nuevos fabricantes a la modalidad. Ante una industria que viraba hacia los híbridos, seguir con los V8 atmosféricos de antaño no tenía sentido. Tost cree que la fórmula actual es válida y que puede mantenerse en el tiempo.

"No es necesario que en 2020 hagamos otro cambio completo de normativa, porque tenemos unas unidades de potencia excelentes. Tenemos un motor turbo muy pequeño y dos sistemas de recuperación de energía, y un sistema de batería que es la tecnología del futuro", comenta en declaraciones a la revista británica Autosport.

Esta unidad puede llegar fácilmente a 2025, eso quizá atraiga a nuevos fabricantes

"No deberíamos hacer grandes cambios, lo que quizá deberíamos empezar a hacer es congelar la entrega de la unidad de potencia a un cierto nivel y empezar a reducir costes. Esta unidad puede llegar fácilmente a 2025 y eso quizá atraiga a nuevos fabricantes a la Fórmula 1".

Tost espera que las conversaciones sobre los propulsores del futuro arranquen una vez completada la revolución aerodinámica de 2017. "La negociación es importante, pero no deberíamos olvidar que el año que viene los coches serán totalmente nuevos. Debemos ver cómo es la Fórmula 1 con estos coches, cuáles son las velocidades. Cuando en 2017 sepamos qué está pasando, nos reuniremos".

Para comentar o votar INICIA SESIÓN
1 comentario
Imagen de RIA556

Y pensar que dicha tecnología puede desarrollar otras innovaciones tecnológicas sin restricciones, como el Flujo y Presión de Combustible y el Tiempo Total de Uso de la Energía Recuperada, solo se debe limitar la Potencia Total, pero que sean los Equipos, los que decidan la composición de Potencia de la ICE y ERS a utilizar por las condiciones propias de la pista y/o diseño del coche de F1, total, lo que importa es que no pase el límite de los 1.000 CV, mencionando un ejemplo. Hay que recordar que mientras la ERS se utilice con mayor frecuencia y su duración promedio se incremente, el consumo del combustible será menor y los pilotos siempre irán con el pedal de aceleración a fondo; con ello, eliminan el fantasma de la restricción del combustible, lo cual condiciona su pilotaje y los hace ver pocos competitivos. Si se logran esto, aceptaría que se prolongarán por más años de lo que Tost propone; además de, contribuir a que otros Fabricantes Independientes de Propulsores Híbridos sean suministradores a Equipos de F1.

Usuario no registrado Queremos saber tu opinión
¿Nuevo en SoyMotor.com? ¡Bienvenido! Regístrate aquí para participar.
Scroll To Top