Quieren comprobar el potencial real del STR10

Toro Rosso trae un gran paquete aerodinámico para los últimos test

James Key reconoce que han rodado hasta ahora con un coche poco evolucionado

En Barcelona probarán nuevas soluciones aerodinámicas de cara al GP de Australia

AmpliarCarlos Sainz a los mandos del Toro Rosso STR10 - LaF1Carlos Sainz a los mandos del Toro Rosso STR10

El equipo Toro Rosso introducirá un nuevo paquete aerodinámico en los segundos test de Barcelona con el objetivo de exprimir el rendimiento del STR10 y comprobar realmente su competitividad frente al resto de escuderías. Según ha manifestado James Key, director técnico de los de Faenza, las nuevas piezas servirán como la primera prueba de fuego en el desarrollo del nuevo monoplaza después de rodar con una especificación más básica en las dos anteriores jornadas de entrenamientos.

"El coche que estrenamos, como dijimos en su momento, es efectivamente provisional. Mecánicamente, es generalmente con lo que correremos en Melbourne. Quedan algunos cambios por llegar. Pero aerodinámicamente, no es nada de lo que vamos a probar esta semana. Ahora es cuando viene todo el trabajo de rendimiento. Esa es la otra razón por la que no estamos fijándonos en los tiempos por vuelta", ha destacado Key en declaraciones a F1i.

Otro de los factores primordiales que justifican el retraso evolutivo de Toro Rosso es la necesidad de que sus dos pilotos debutantes, Carlos Sainz y Max Verstappen, se adapten a la manejabilidad del nuevo monoplaza, así como el reto de completar todo el trabajo mecánico que quedó pendiente el pasado año 2014 debido a los problemas de juventud de la unidad de potencia.

"Esta semana, cuando el coche salga del garaje, empezaremos a ver dónde vamos a estar. No vamos a marcar grandes tiempos por vuelta. Hay mucho trabajo por hacer con los pilotos y el lado mecánico del coche y los neumáticos. Queremos asegurarnos de que podemos abordar a lo largo de este año todo el trabajo que no pudimos hacer en los test invernales tan difíciles del año pasado", ha destacado Key.

Pese a contar con un coche aparentemente competitivo en tandas largas, lo cierto es que Toro Rosso tiene trabajo por delante si quiere dar un paso hacia adelante que les acerque a la parte noble de la parrilla. Carlos Sainz ya demostró consistencia en Barcelona con las nuevas actualizaciones, si bien el madrileño fue incapaz de evitar sendos accidentes en sus dos días de actividad sobre el asfalto. 

De cara a los últimos test invernales, el piloto madrileño será el encargado de probar el nuevo paquete aerodinámico tanto el jueves como el sábado, mientras que Verstappen cerrará la actividad el domingo tras ponerse a los mandos del coche el viernes. Sea como sea, el cierre de los test inverales será clave para comprobar el potencial real de Toro Rosso antes de que centren sus esfuerzos en la preparación del Gran Premio de Australia.

Si te interesa esta noticia
Usuario no registrado Queremos saber tu opinión
¿Nuevo en SoyMotor.com? ¡Bienvenido! Regístrate aquí para participar.
Scroll To Top