Apuestan por las ventajas del titanio

Seguridad y no estética: La FIA reafirma su objetivo con las placas

El aumento de la altura del chasis derivará en una mayor seguridad, según Whiting

Las placas de titanio estarán hechas "de un material más ligero y mejor contenidas"

Evitar las piezas estancadas en el fondo plano, otro de los objetivos que encierra la norma

AmpliarMcLaren en los tests post-carrera de Silverstone - LaF1McLaren en los tests post-carrera de Silverstone

El reciente anuncio de las modificaciones que adaptará la Fórmula 1 en el reglamento de la próxima temporada 2015 recoge, entre muchas otras críticas, un profundo descontento general con la introducción de placas de titanio en los fondos planos de los monoplazas con el fin de emitir pequeñas chispas al exterior que ensalcen la estética del deporte.

No obstante, la versión de la FIA en torno al polémico asunto de las placas difiere en gran medida de la que percibiera el mundo de la F1 al conocer los detalles que se escondían bajo las nuevas reglas, y es que el paddock coincidía en que tal necesidad de que salten chispas de los coches venía motivada por una política de la Federación Internacional centrada en crear un espectáculo artificial.

Los coches tendrán que rodar un poco más arriba para gestionar el desgaste, y no podrán pegarlos tanto al suelo

Si bien el hecho de añadir una emoción más superficial a las carreras no deja de constituir una de las razones por las que la FIA ha decidido introducir las placas a los monoplazas, tal y como ha reconocido recientemente Charlie Whiting, la razón principal que defiende el organismo pasa por aumentar la seguridad de los monoplazas a raíz de que los equipos eleven la altura del chasis frente al mayor desgaste que sufrirá el material de titanio respecto al de metal.

“El titanio se desgasta entre dos y dos veces y media más rápido que el metal utilizado actualmente. Los coches tendrán que rodar un poco más arriba para gestionar ese desgaste, y los equipos no podrán pegarlos tanto al suelo como han hecho en el pasado”, ha destacado Whiting, quien añade que las placas se introducirán con el objetivo de “asegurar que están hechas de un material más ligero y están mejor contenidas”.

De este modo, las placas de titanio impedirán que un objeto pueda quedarse estancado en el fondo plano de un monoplaza y le ocasione daños significativos, tal y como ocurrió en el Gran Premio de Bélgica de 2013, cumpliendo así con el incansable objetivo de aumentar la seguridad en la parrilla.

“Este metal es extremadamente pesado, y cuando las piezas se salen pueden ser muy peligrosas. Vimos previamente dos pinchazos en Spa por trozos de este metal que permanecían sobre un piano y causaron daños. En el peor de los casos podrían volar e impactar contra una persona”

Sea cual sea el objetivo de la FIA o la opinión de los aficionados, lo cierto es que las escuderías afrontarán un reto mecánico de suma relevancia, ya que la variación de peso respecto a las anteriores placas obligará a gestionar un mayor desgaste en el fondo plano, así como a localizar una posición concreta donde puedan optimizar su rendimiento.

“Las placas se han hecho formalmente de un metal pesado, lo cual supone que sean difíciles de desgastarse, y ellos (los equipos) ponen las placas a lo largo de las zonas en el fondo plano donde se mide el grosor”

Para comentar o votar INICIA SESIÓN
2 comentarios
Imagen de tombilla

pues si es cuestión de chispas, que les pongan unas piedras de magnesio como las de los mecheros pero a lo bestia y que las hagan funcionar automáticamente cuando abren los alerones al adelantar, jajajaja, pero serán negados el espectaculo es la velocidad y que se dejen de chorradas

Imagen de Richter

quieren volver a ver chispas? vuelvan al pasado reglamento de 2009 y jueguen con la altura del difusor, eso si eliminando cualquier resquicio que pueda ser aprovechable para los equipos.

Usuario no registrado Queremos saber tu opinión
¿Nuevo en SoyMotor.com? ¡Bienvenido! Regístrate aquí para participar.
Scroll To Top