Sólo podrá hacerlo el ganador del gran premio

La FIA autoriza los 'donuts' para celebrar las victorias en la F1

Sebastian Vettel regaló a los aficionados en India, Abu Dabi, Estados Unidos y Brasil

Deberán cumplir unos criterios de seguridad básica

Cargando vídeo...
AmpliarLa FIA autoriza los 'donuts' para celebrar las victorias en la F1Así celebró Sebastian Vettel su tetracampeonato en India

El reglamento deportivo de la Fórmula 1 contempla, por fin, las celebraciones del piloto ganador en la vuelta de honor. Así pues, volverán a ser legales los rituales de 'donuts' y derrapes, como los que Sebastian Vettel regaló a los aficionados en India, Abu Dabi, Estados Unidos y Brasil, siempre que cumplan con unos criterios de seguridad básica.

De esta manera, la Fórmula 1 convierte en regla una evidente voluntad popular, aunque tuvo que ser reivindicada en pista por Vettel con actos estrictamente fuera de la normativa. De hecho, el de Heppenheim se llevó una reprimenda en India, así como 25.000 euros de multa por bajarse del coche, no acudir al parque cerrado de la forma adecuada y celebrar con 'donuts' en la pista su tetracampeonato mundial. Vettel repitió las celebraciones en los tres Grandes Premios restantes, pero subsanó los fallos de seguridad, de modo que pudo burlar las sanciones en un terreno prácticamente alegal para los rituales de los 'donuts'. 

Desde ahora, con la acción de la FIA, los donuts estarán perfectamente permitidos, aunque sólo para el ganador. Teóricamente, quedan fuera de escena actos como el de Felipe Massa en Brasil, que también dibujó unos bonitos ceros en el asfalto de Interlagos para despedirse de la Scuderia Ferrari. Tampoco tendría el sello de la Federación la última vuelta de honor de Mark Webber, en la que se quitó el casco.

Éste es el artículo modificado en el Reglamento Deportivo de la F1, el 43.3, que plantea una excepción también al apartado 30.4, donde se prohibe que cualquier piloto detenga su coche en pista sin una razón que lo justifique:

Después de recibir la señal de final de carrera, todos los coches tienen que proceder desde el circuito directamente al parque cerrado post carrera sin ningún retraso innecesario, sin recibir ningún objeto, cualquiera que éste fuera, y sin ninguna asistencia excepto la de los comisarios si fuera necesaria.

Se hará una excepción al Artículo 30.4 y a lo anterior para el piloto ganador, que podrá llevar a cabo un acto de celebración antes de llegar al parque cerrado, siempre que ese acto:
a) Se lleve a cabo con seguridad y no ponga en peligro a otros pilotos ni a ningún comisario. 
b) No pone en cuestión la legalidad de su coche.
c) No retrasa la ceremonia del podio.

Cualquier coche clasificado que no pueda llegar al parque cerrado post carrera por sus propios medios será puesto bajo el exclusivo control de los comisarios, que llevarán el coche al parque cerrado.

La práctica hizo la ley en esta ocasión, algo muy coherente con la voluntad de acrecentar el espectáculo en la Fórmula 1. No hay exhibición con coches de la categoría reina sin derrapes y 'donuts', aunque en la era turbo serán menos espectaculares en lo que se refiere al sonido, desposeído del agudo bramido de los motores atmosféricos.

Usuario no registrado Queremos saber tu opinión
¿Nuevo en SoyMotor.com? ¡Bienvenido! Regístrate aquí para participar.
Scroll To Top