GP de Australia F1 2017
El británico explica las razones de su cambio a Mercedes

Hamilton dejó McLaren porque no quería "malgastar" su tiempo

"Desde que gané en 2008 no tuve un coche realmente competitivo"

AmpliarLewis Hamilton en el box de Mercedes AMGLewis Hamilton en el box de Mercedes AMG

Después de las siete carreras disputadas este año, podría afirmarse que Lewis Hamilton ha acertado de pleno en su cambio de McLaren a Mercedes. Los 97 puntos que la escudería alemana lleva de ventaja a la británica así lo corroboran. El pinchazo inesperado de McLaren está siendo algo realmente grave y Lewis, casualidad o no, puede seguir soñando con el título –aunque son 55 puntos los que le separan de Vettel- gracias a que se atrevió a dar un paso que pocos entendieron. Ahora, Hamilton explica que dejó su hogar deportivo porque no quería desaprovechar sus mejores años.

"Llegué a la F1 en 2007, casi gané en mi primer año y luego gané en el segundo, pero desde entonces nunca tuve un coche realmente competitivo, y el coche supone una gran diferencia, por lo que estás malgastando tus mejores años", ha declarado el británico al Sunday Times. No tener un monoplaza que le permitiera luchar por el Mundial, algo que sin duda se merece por su talento, fue la principal razón de su marcha a Mercedes. Y es que para un piloto acostumbrado a los éxitos es muy duro ver que no eres el protagonista: "El tiempo corre y ya han pasado cinco años desde que gané el Mundial. Cuando estaba en categorías inferiores ganaba un campeonato cada uno o dos años".

Un título
es menos prestigioso ahora
porque la gente tiene dos, tres o cuatro: eso es lo que te hace especial

Sin embargo, Lewis no esconde su agradecimiento al equipo que le ha dado todo por permitirle ser campeón del mundo, “hay muchos pilotos que no han ganado un título”, pero para un piloto de su categoría un Mundial se le queda corto, él quiere marcar la diferencia: "Un título es menos prestigioso ahora porque la gente tiene dos, tres o cuatro: eso es lo que te hace especial". Aunque a Hamilton todavía le queda mucho que decir en el asfalto, el inglés ya piensa en cómo quiere que se le recuerde en el futuro: “Me estoy haciendo mayor y es evidente que empiezas a pensar en cómo quieres que la gente te recuerde. Personalmente me gustaría que me recordaran como un piloto duro y fuera de lo común”. Si es así, no debe preocuparse, ya lo ha conseguido.

Aunque parece que el rendimiento del McLaren no fue el único motivo de la marcha de Hamilton, ya que se rumorea que tuvo una fuerte discusión con Ron Dennis, quien fuera jefe de la escudería de Woking y padre deportivo de Lewis, que pudo ser la causante del distanciamiento definitivo de ambas partes. Y parece que hay señas de una ruptura evidente entre ellos, porque Dennis no ha encajado bien la crítica del chico que le asombró haciendo virguerías montado en un kart: "Algunas personas perdieron de vista cuál era el objetivo y cuando se pierde de vista lo que estás haciendo, entonces se pierde de vista lo que se necesita para ser un campeón del mundo". Las heridas siguen abiertas…

Si te interesa esta noticia
Usuario no registrado Queremos saber tu opinión
¿Nuevo en SoyMotor.com? ¡Bienvenido! Regístrate aquí para participar.
Scroll To Top