Se traduce en un menor espectáculo

El exceso de política en la Fórmula 1 perjudica a los fans, según Vettel

Además, Seb cree que hay que mejorar el agarre mecánico con unos neumáticos mejores

AmpliarVettel firmando autógrafos a algunos aficionados durante el GP de Brasil - LaF1Vettel firmando autógrafos a algunos aficionados durante el GP de Brasil

Que la Fórmula 1 es un deporte convertido en negocio es una realidad pero, ¿hasta qué punto pasan por encima los intereses de los diferentes entes de la categoría? Según Sebastian Vettel hay demasiado politiqueo, intereses de distintas direcciones que lo que hacen es mermar el espectáculo. Por ende, el mayor perjudicado no es otro que el aficionado, que tiene que ver como un coche es incapaz de adelantar a otro porque no puede acercarse lo suficiente.

"Naturalmente, si tan solo eres una o dos décimas más rápido es muy difícil adelantar, si eres un segundo más rápido la tarea se vuelve más sencilla. En general creo que para poder acercarse a un coche en curvas rápidas, lentas y de mediana velocidad necesitamos más agarre mecánico", indica el piloto de Ferrari, que en lo que va de año ya se ha visto parado en alguna ocasión por el coche al que perseguía, soliendo ser alguno de los Williams.

A los fans les encantaría que fueramos más rápidos y tener más espectáculo

"Así que hay que cambiar el porcentaje entre agarre aerodinámico y mecánico para hacerlo más mecánico. ¿Cómo? Creo que necesitamos unos mejores neumáticos que nos permitan ser más rápidos. Así que pienso que la solución es bien simple", agrega. Una vez más, las críticas se dirigen a una Pirelli que tan solo cumple con lo que le piden. Aunque en esta ocasión están bien fundamentadas ya que los neumáticos tan solo permiten unas pocas vueltas a buen rendimiento y cuando caen, lo hacen de golpe y sin previo aviso.

"Desafortunadamente, hay mucho politiqueo y varios intereses de diferentes personas. Creo que sería justo permitir a Pirelli, que mejore sus neumáticos, pero necesitamos correr. No obstante hasta que los responsables, los equipos, quién sea, no lleguen a un acuerdo, sería muy difícil progresar", indica ciertamente molesto de todos los trámites y las trabas que existen hoy en día en el 'Gran Circo'.

Sin embargo, hay algo que preocupa más a Vettel, que además viene como consecuencia de ese politiqueo: Los más perjudicados son los aficionados, así que me encantaría que fuéramos más rápidos. Creo que a ellos les encantaría que fuéramos más rápidos y tuvieran más entretenimiento, pero el hecho es que, si miramos 10 años atrás o incluso 20, no había muchos más adelantamientos. Por lo que tampoco es un desastre lo que vemos ahora", replica el alemán con un argumento que ha sido muy usado desde que se introdujo el V6.

Usuario no registrado Queremos saber tu opinión
¿Nuevo en SoyMotor.com? ¡Bienvenido! Regístrate aquí para participar.
Scroll To Top