46 PILOTOS TRATADOS POR HIPOTERMIA EN EL SALAR DE UYUNI

Coma le quita el liderato a Barreda en un sinsentido de la ASO con victoria de Quintanilla

Las lluvias han convertido al salar de Uyuni en un auténtico infierno que se ha cobrado las opciones de Barreda

Muchísimas críticas de los pilotos a la organización por hacerles correr en condiciones como las de hoy

Barreda pierde más de hora y media por avería. Laia Sanz, termina quinta

AmpliarComa le quita el liderato a Barreda en un sinsentido de la ASO con victoria de QuintanillaComa le quita el liderato a Barreda en un sinsentido de la ASO con victoria de Quintanilla

El Dakar está loco, loco, loco. Parodiar el título de la mítica película de Stanley Kramer es la única forma que se me ocurre de intentar transmitir lo que ha ocurrido hoy en tierras sudamericanas. Después de las fuertes lluvias, el salar de Uyuni se ha convertido en un auténtico lago helado, una peligrosa trampa que la ASO se ha empeñado en cruzar por el bien del espectáculo, y que se ha cobrado las aspiraciones de muchos, entre ellos, Joan Barreda. Pilotos quejándose a la organización, intentando quitar los tapones de sal de sus vehículoscon palas, motines a la salida negándose a correr... esas han sido algunas de las imágenes que nos ha dejado la especial con menos sentido que se ha visto en este rally durante mucho tiempo. En un principio, motos y quads iban a recorrer un total de 808 kilómetros, 24 de enlace y 784 de especial, aunque con una neutralización entre los kilómetros 472 y 746. Sin embargo, debido a las malas condiciones meteorológicas, la organización ha decidido neutralizar la carrera en el kilómetro 378, lo que ha reducido ostensiblemente el recorrido total en suelo boliviano.

 

MOTOS

En motos, se ha vivido una de las especiales más movidas, locas, peligrosas e impredecibles que se recuerden. La mañana se ha levantado en Bolivia con la noticia del retraso de la salida hasta las 8 hora local, debido a las malas condiciones en las que estaba el salar de Uyuni, lugar de partida de esta octava etapa para motos y quads. Las lluvias y el frío estaban haciendo mella en unos corredores que, una y otra vez, pedían explicaciones a los organizadores de la ASO allí presentes. Sin embargo, llegada la hora, de 20 en 20, los 111 valientes que aún quedaban en carrera han dado gas a fondo para cruzar lo antes posible el mayor desierto continuo de sal del mundo.

Al poco de que los pilotos comenzaran a rodar, han llegado las malas noticias, y es que el español Gerard Farrés caía en los primeros kilómetros y se veía obligado a decir adiós al Dakar. El catalán ha sufrido una fuerte caída y ha tenido que ser evacuado en helicóptero con síntomas de hipotermia. En este rally el calor no es siempre el enemigo, y las bajas temperaturas que se estaban viviendo hoy en el altiplano han provocado numerosos quebraderos de cabeza a unos corredores que, incluso, veían cómo la gasolina de sus motocicletas se congelaba. Farrés no ha sido el único piloto que ha precisado atención médica, pues Daniel Gouet también ha sido evacuado con signos de hipotermia, aunque el propio piloto desmentía posteriormente esta información, achacando su abandono a problemas mecánicos en su moto por culpa de la sal.

A la baja de Farrés y Guet hay que sumar el del italiano Alessandro Botturi, también presumiblemente por cuestiones médicas. No obstante, el nombre más repetido hoy ha sido el de Joan Barreda Bort. El castellonense, que ayer ya sufrió problemas en su moto después de romper el manillar, se ha visto de nuevo en apuros, y se ha dejado nada más y nada menos que una hora y media de tiempo, lo que le descarta casi por completo en la lucha por un rally que, hasta ayer, estaba liderando con mano de hierro.

La alarma ha saltado al paso por el waypoint número 8, cuando se perdía el rastro del piloto español, que pasaba pegado a Jeremías Israel. Posteriormente se ha sabido que ambos han rodado juntos más de 180 kilómetros, con el chileno remolcando la moto averiada de su compañero de filas. Peor suerte ha tenido Jordi Villadoms, el español, ha tenido que abandonar por una avería en su moto y no se ha mordido la lengua ante los micrófonos de Radio Maray a la hora de hablar sobre qué le ha parecido la etapa de hoy:

"Esta mañana era obvio que no se podía partir. Había llovido, había agua en el salar, no teníamos trajes de lluvia, y nos pusimos en la salida de la especial diciendo que era imposible salir. Estábamos congelados y teníamos que salir. Ha sido una locura, con el frio que hacía era muy probable que hubiera muchos problemas y, mecánicamente, todo el mundo sabe que si hay agua en el salar y pasas por allí, la parte electrónica se corroe y las motos se rompen. El resultado ha sido el que tenía que ser, una desgracia. Ha sido una decisión muy poco oportuna por parte de la organización, que ha puesto su prioridad en otras cosas y no ha tenido en cuenta a los pilotos y la competencia".

Dijimos que no se podía salir y, de repente, nos han plantado un cartel que decía que en 30 segundos se largaba. No lo podíamos creer, ha sido súper peligroso. Estoy enfadado porque he quedado fuera por culpa de la organización

"Llevábamos toda la tarde de ayer y esta mañana diciendo que no se podía salir y, de repente, nos han plantado un cartel que decía que en 30 segundos se largaba. No lo podíamos creer, hemos salido y ha sido súper peligroso. Hemos pasado muchísimo frio, hemos ido congelados los 130km del salar, que se hacen a una velocidad considerable- unos 170 km/h-, nos encontrábamos charcos de agua, no sabíamos si alguien se había caído…una desgracia. Estoy enfadado porque estoy fuera de la carrera y no ha sido un error mío, ha sido un error de la organización. A ver qué pasa, porque nos hemos quedado fuera de la carrera y solo hay un Dakar al año y solo se acuerdan del resultado final. Estoy esperando a ver si podemos llegar a Iquique y allí hablaré con el equipo para ver cuál es la situación. Yo me estoy quejando pero estoy segurísimo de que habrá muchos como yo. A ver cómo responde la organización a esto".

Si Barreda y Villadoms han sido protagonistas por su infortunio, Laia Sanz ha brillado por ser la cruz de la moneda. La piloto española ha realizado hoy, sin duda alguna, la mejor actuación de su vida. Su experiencia trialera le ha servido en el complicado terreno al que se ha tenido que enfrentar, y ha llegado a la zona neutralizada en tercera posición, a 44 segundos del líder provisional, Stefan Svitko. Pedrero ha conseguido llegar a la neutralización en segunda plaza, a tan sólo un segundo del eslovaco.

La salida del 'sprint final' ha sido espectacular, con tan sólo 38 kilómetros por delante para llegar a la meta de Iquique. La afición chilena ha vibrado cuando la primera moto “rompía el horizonte”, y Pabo Quintanilla se ha hecho con la victoria. El héroe local se ha impuesto a Joan Pedrero con 11 segundos de diferencia, mientras que el tercero en pasar por meta ha sido Stefan Svitko. La cuarta posición ha sido para Toby Price, mientras que la quinta plaza tiene hoy un sabor más que especial, pues Laia Sanz no sólo ha conseguido meterse en el top 10 en la etapa más dura del rally, sino que además ha finalizado en quinto lugar, a unos dos minutos de la cabeza. Marc Coma, con dificultades durante toda la etapa por problemas de sobrecalentamiento a causa de tapones de sal en su radiador, ha sido noveno, a 7m 37s de Quintanilla.

Gracias al caos, la clasificación general ha dado un auténtico vuelco, y el liderato de Joan Barreda lo ha heredado "Ave Fénix" Marc Coma, quien ahora aventaja con 9m y 11s a Gonçalves, que ahora ocupa la segunda plaza. Tercero es el ganador de hoy, Quintanilla, mientras que la cuarta plaza la ocupa Toby Price. Laia Sanz ha ascendido hasta la novena posición en la general. Joan Barreda sigue aún en el desierto y, con seguridad, quedará por completo fuera de la lucha por la victoria.

Última hora. 22:16: Rosa Romero y Antonio Gimeno acaban de entrar en meta.

Última hora. 00:26: Joan Barreda ya está en el campamento de Iquique. Ha perdido unas 3 horas y 5 minutos.

 

QUADS

La jornada para los quads tampoco ha sido nada fácil. Sobre cuatro ruedas, los pilotos de la categoría se han enfrentado a las mismas condiciones que las motos y, al igual que sus compañeros en la especial de hoy, la mayoría han pedido explicaciones a la organización nada más llegar a la zona neutralizada. Especialmente duro en sus declaraciones ha sido el segundo clasificado en la general Ignacio Casale, quien señalaba que, durante el recorrido se había topado con 46 pilotos con hipotermia y 10 mareados por la altura. El chileno ya declaró ayer su descontento con la organización de la prueba y la forma en que se está desarrollando el rally:

"Lo pasé muy mal, y tengo ganas de irme para la casa. Es un martirio, y me ha funcionado todo mal. Se me viene cayendo el estanque de bencina con la rueda de repuesto, casi me cae un rayo encima... Estoy disgustado. Me quiero ir para la casa. El Dakar perdió la gracia..."

Me da lo mismo el resultado y me da lo mismo todo [...] vi que corría peligro mi vida

"Me da lo mismo el resultado y me da lo mismo todo. Si mañana llueve, yo simplemente no parto. Es una inseguridad total, y hoy vi que corría peligro mi vida, y me tuve que refugiar en la casa de unos bolivianos. Tienen que tener consciencia y, si está quedando la embarrada, deberían cortar la etapa. Lo encontré una inconsciencia total. Fui primero por 20 minutos, pero después fue un martirio y no se veía nada. No podía apretar los frenos, porque los dedos estaban congelados. Estoy muy choreado, como nunca en mi vida. Voy a ver si arreglo la moto; si no, no parto mañana", señaló.

Sin embargo, 'el perro' ha seguido hoy encima de su vehículo, y llegaba al tramo de neutralización a unos 10 minutos del líder en ese momento, el jovencísimo argentino González Ferroli. Rafal Sonik, por su parte, sufría y no podía más que llegar a unos 23 minutos del líder.

Al igual que las motos, los quads han disfrutado de un “sprint” de 38 kilómetros, en los que Casale ha podido desquitarse y conseguir la victoria a bordo de su Yamaha, con un tiempo total de 3h 51m 29s. Segundo ha sido el uruguayo Sergio Lafuente, que se ha quedado a 3m y10s del ganador. Cuarto ha entrado Sanabria, mientras que la quinta plaza ha sido para Rafal Sonik, quien se ha dejado la friolera de 28 minutos.

Con los resultados de hoy, Casale se coloca primero de la general con 6 minutos de ventaja sobre Sonik, mientras que Lafuente es ahora tercero.

 

LA ETAPA DE MAÑANA

Mañana, por fin; coches, motos, camiones y quads volverán a hacer el mismo recorrido. Después de la durísima jornada de hoy, a los corredores les esperan 539 kilómetros que les llevarán hasta Calama. El kilometraje será igual para todos, con 88 de enlace y 451 de especial cronometrada.

Usuario no registrado Queremos saber tu opinión
¿Nuevo en SoyMotor.com? ¡Bienvenido! Regístrate aquí para participar.
Scroll To Top