ACTUALIDAD

Después de 10 años, el Qashqai aún es el SUV más vendido de España

Nissan celebra la primera década de su producto estrella en el Viejo Continente

Repasamos su historia y supremacía desde su orígenes hasta nuestros días

Ha vendido 350.000 unidades en nuestro país, 3,5 millones a escala global

Fue el primer crossover que, como tal concepto, llegó al mercado ibérico

AmpliarNissan Qashqai 10 años - SoyMotor.comNissan Qashqai 10 años - SoyMotor.com

Hace muy poco, el Nissan Qashqai celebró su décimo aniversario. Lejos de cualquier celebración por un mero cumpleaños, la importancia de este homenaje reside en el liderazgo del que ha disfrutado este modelo en el segmento de los SUV compactos durante toda una década desde su lanzamiento en 2007 con su primera generación, denominada J10 por la marca japonesa a la que tan buenos resultado ha dado. De hecho, tras vender cerca de 350.000 unidades en nuestro país –3,5 millones en 137 naciones–, el Qashqai sigue siendo el modelo más vendido de Nissan en el mercado español.


La principal clave del éxito del Qashqai reside en su audacia. Fue un crossover pionero en el segmento C, concepto de vehículo que supuso una verdadera revolución para la industria automovilística, especialmente en Europa y parte de Asia. Presentado en el Salón del Automóvil de París de 2006 y construido sobre la misma plataforma del Renault Mégane gracias a la alianza entre el fabricante galo y el nipón, este todocamino se vendió como el relevo indirecto del Almera, ya que se trataba de una alternativa de longitud similar pero con mayor altura libre al suelo y habitabilidad.



426173031_nissan_qashqai_10th_birthday.jpg



Nissan Qashqai J10 2007 - Primera generación del modelo



Sin llegar a canibalizar a los coches compactos que, aunque por poco, continúan dominando el mercado europeo, el auge de los SUV comenzó precisamente con esta creación, más amplia y polivalente, capaz de superar obstáculos rocosos en la montaña pero desplazarse ágilmente por la ciudad al mismo tiempo. Porque este Nissan, a diferencia del Patrol, el X-Trail o del ya extinto Pathfinder, no está pensado para recorrer las rutas 'off-road' más exigentes sino que más bien pretende ofrecer una capacidad intermedia, superior a la de un turismo convencional pero sin destacar fuera del asfalto.



El éxito de esta obra maestra comercial vio poco después su reflejo en el Nissan Juke, un modelo más pequeño pero nacido a partir de la misma filosofía. Al igual que Qashqai, el pequeño Juke cuenta con un chasis monocasco de cinco puertas disponible tanto en combinación de tracción delantera como de integral. Sin embargo, su hermano mayor ya se había posicionado en la mente del consumidor como un automóvil más versátil y con un diseño menos extravagante o rompedor que no a todo el mundo gustó. Todavía hoy el Juke, si bien ha recibido un restyling, no deja a nadie indiferente.



juke_overwie_1.jpg.ximg.l_full_m.smart.jpg



Nissan Juke 2015 - Restyling de la primera generación



Poco a poco, vista la gran conquista del Qashqai, no fueron pocas las firmas que se tiraron de cabeza a la piscina de los crossover con el propósito de restar ventas a Nissan y proteger sus cuotas de mercado. De pronto, el sector automotriz era irreconocible y hasta las casas con más tradición decidieron invertir en un tipo de vehículo posiblemente más propio de América. Así, el Grupo Volkswagen se atrevió con el Tiguan, el Q3 y más recientemente con el Ateca y el Karoq, BMW emprendió este camino con el X1, Daimler con el GLA, PSA con el 3008, Renault con el Koleos o Ford con el Kuga.



Todos estos modelos se sumaron a los de las compañías automovilísticas orientales que, como Nissan, siempre han dominado este estrato del comercio y, a diferencia de los compactos, sí han conseguido extinguir a los tradicionales monovolúmenes, cuyos seudónimos han servido para bautizar a nuevos SUV –es el caso, por ejemplo, del Renault Scénic o el Peugeot 5008–, y también a los todoterrenos de pura raza, Toyota Land Cruiser, Mercedes-Benz Clase G, Mitsubishi Montero o Jeep Wrangler abocados a morir ante los números que erogan los SUV en las cuentas de resultados.



17tdieulhd_qq-pl_helios_023c.jpg.ximg.l_full_m.smart.jpg



En este sentido, cabe decir que el todocamino no para de crecer con la llegada de cada vez más modelos al mercado. En realidad, ya representan casi el 35% de las ventas en España, región donde en el acumulado de 2017, el turismo convencional ha experimentado un aumento de la demanda del 7% frente al 27% de los SUV en cualquiera de sus acotaciones por tamaño. Más concretamente, el Nissan Qashqai ha experimentado un incremento del 17% con respecto a 2016, por lo que parece no estar dispuesto dejar la batuta de líder a otro modelo y menos si es de otra marca.



En una era donde hasta el renacido Fiat 500 tiene una versión campera y Mini su propio crossover, por no hablar de las variantes agrestes del Opel Adam o los SUV de prestigiosos fabricantes que jamás hubiésemos imaginado competir en este estadio –Jaguar y su E-Pace, Porsche y su Macan, Maserati y su Levante, Bentley su Bentayga, Lamborghini y su Urus y quién sabe si llegue también el de Ferrari– no es de extrañar que la firma de lujo de Nissan, Infiniti, se encuentre en una plena reestructuración de su gama de productos, ya que a excepción de un coupe y un par de berlinas todo serán crossovers.



2017-infiniti-qx30-profile.jpg



Infiniti QX30 2016 - SUV más vendido de la marca



A decir verdad, el precursor natural del Qashqai fue el Nissan Murano, germen de Infiniti, una concepción de todoterreno refinado y pensado para ser conducido principalmente sobre el llano de la ciudad. Adelantado a su tiempo, el Murano era más grande y mucho más potente que el Qashqai, pero también mucho más costoso de adquirir y mantener. Es aquí precisamente donde reside la segunda razón de su 'leyenda': una relación calidad-precio extraordinaria que, aun sumada a un nivel de eficiencia y seguridad excelentes, permite a la marca y a sus intermediarios disponer de un buen margen de beneficio por cliente.



En la actualidad, el Qashqai J11, que surgió en 2013 y el año pasado recibió su primer facelift, puede ser tuyo desde 17.900 euros con acabado Visia y un motor de gasolina de 1,2 litros que ofrece hasta 115 caballos de potencia y se combina con una transmisión manual de 6 velocidades, mas podemos equiparlo con otros tres propulsores, dos de los cuales alimentados por gasóleo, que oscilan entre 100 y 163 caballos, si bien sólo el DCi de 130 puede adoptar la caja de cambios automática X-Tronic. En este sentido, las versiones escalan ascendentemente desde Acenta hasta Tekna+, pasando por N-Connecta y Tekna.



17tdieulhd_qq-pl_helios_085.jpg.ximg.l_full_m.smart.jpg



Si quieres leer más noticias como ésta visita nuestro Flipboard

Usuario no registrado Queremos saber tu opinión
¿Nuevo en SoyMotor.com? ¡Bienvenido! Regístrate aquí para participar.
Scroll To Top