WEC - 6 horas de Silverstone

Audi, excluida por irregularidades técnicas; victoria de Porsche

André Lotterer, Marcel Fässler y Benoît Tréluyer, primeros vencedores del año

El Porsche de Mark Webber ha abandonado por accidente cuando era líder

El segundo Audi ha dicho adiós a la carrera por una avería mecánica

Toyota saca partido de los errores de sus rivales para pisar el podio en tercer lugar

AmpliarEl Porsche vencedor antes de comenzar la carrera - LaF1El Porsche vencedor antes de comenzar la carrera

Las 6 horas de Silverstone han marcado el inicio de una nueva temporada del Campeonato del Mundo de Resistencia. El mítico trazado inglés ha sido testigo de una carrera a la altura de la fama que la especialidad se ha labrado en los últimos años, en los que se ha consolidado como garantía de luchas al límite y giros de guión inesperados. Audi se ha llevado el primer triunfo y ha certificado que es tan rápida como Porsche (o más), lo que garantiza emoción en el camino que sus prototipos emprenderán con destino a las legendarias 24 horas de Le Mans.

André Lotterer, Marcel Fässler y Benoît Tréluyer han sido los pilotos tras el volante del coche vencedor, el Audi R18 nº7. La victoria no ha sido sencilla en absoluto, y es que durante las seis horas de competición han tenido que vigilar de cerca al Porsche nº2, quien les ha forzado a correr al límite y a tomar decisiones estratégicas arriesgadas en una persecución que se ha prolongado hasta el final de la prueba. Para enmarcar queda el triple stint con el que Tréluyer ha decantado la carrera cuando ésta afrontaba sus últimas horas. 

La cita empezaba con Lotterer en la Pole Position. El Audi aguantó la primera plaza durante media hora, pero cedió finalmente a la presión de un Mark Webber decidido a abrir camino con su Porsche para construir una ventaja que les permitiera afrontar el resto de la prueba con mayor tranquilidad. El expiloto de Red Bull reclamó el liderato con un adelantamiento en Abbey. Paralelamente, las segundas unidades de cada marca se enfrascaban en un duelo por la tercera posición. 

Webber cedió el testigo a Brendon Hartley, a quien legó una ventaja de 15 segundos aproximadamente sobre el primer perseguidor. En esta fase de la carrera la suerte les sonrió, pues Olivier Jarvis tuvo una avería con el Audi nº8 y perdió tiempo en boxes mientras que Tréluyer tuvo un trompo con el nº7 a la altura de Vale. El Porsche nº2 tuvo un percance mecánico que le retrasó unos instantes.

La tercera hora deparó el primer gran cambio argumental. Hartley se había consolidado en cabeza y contaba con unos 45 segundos de margen sobre sus rivales cuando se quedó fuera de la carrera por una colisión con un GT en Village. Porsche perdía uno de sus LMP1 pero no el liderato, que caía a manos de Neel Jani. Audi también dijo adiós a uno de sus prototipos, concretamente al nº8, que se detuvo en pista con una avería.

Porsche y Audi superaban el ecuador de la prueba con un único bólido superviviente, al que destinarían todos sus esfuerzos. Jani cedió el volante del 919 a su compañero Marc Lieb, a quien Tréluyer dio caza en la famosa enlazada de Becketts. 

El desenlace de la carrera comenzó en la cuarta hora, cuando Romain Dumas impactó con el Porsche contra un Ford GT. Las estrategias de ambos prototipos siguieron caminos distintos. La casa de Stuttgart estaba obligada a remontar y optó por jugar todas sus cartas a un splash-and-go en la última hora, consciente de que la de Ingolstadt tenía que hacer un pit-stop más lento y que por tanto perdería más tiempo.  Sin embargo, Audi hizo prevaler su mejor ritmo de carrera y tomó la bandera cuadriculada en primera posición con un margen de 45 segundos.

Toyota estuvo lejos de la pelea por la victoria en todo momento. De hecho, en apenas 90 minutos sus dos prototipos ya habían sido doblados por los líderes. La fiabilidad les respetó más, aunque Kazuki Nakajima necesitó entrar a boxes tras sufrir daños en la suspensión derivados de un pinchazo. Gracias a los abandonos de sus rivales, los japoneses pusieron un pie en el podio.

 

ACTUALIZACIÓN: Las inspecciones postcarrera han revelado irregularidades en el fondo plano del Audi nº7 vencedor de la carrera. El R18 ha sido excluido de la carrera, lo que otorga la victoria al Porsche nº2.

Para comentar o votar INICIA SESIÓN
1 comentario
Imagen de Troy McClure

Gran carrera del big three. Toyota tres pueblos y medio detrás. Y Porsche podría haber ganado de no ser por el choque de Hartley y el GTE AM.

Saludos Compañeros.

Usuario no registrado Queremos saber tu opinión
¿Nuevo en SoyMotor.com? ¡Bienvenido! Regístrate aquí para participar.
Scroll To Top