98 OCTANOS

El poleman de Indy es Sam Schmidt

Cargando vídeo...

James Hinchcliffe saldrá este domingo desde la Pole de las 500 Millas de Indianápolis, pero el auténtico poleman es Sam Schmidt, el dueño de la escudería que fue capaz de volver a dar una vuelta a Indy. Una historia de superación que merece ser contada.

Sam Schmidt puede sentirse orgulloso ante las 500 Millas de Indianápolis de este domingo. El acariciado sueño de victoria en la prueba más importante del punto parece estar a su alcance.

Los tres coches del equipo Schmidt Patterson están entre los diez mejores de la parrilla. Es más, un año después de su terrible accidente en Indy, James Hinchcliffe ha logrado la pole a 371'372 kilómetros/hora; Mikail Alhesin saldrá séptimo y Oriol Servià, décimo.

Pero quizás Sam está mucho más orgulloso de que el pasado domingo, último día de clasificación, dio una vuelta a Indianápolis a 245 kilómetros/hora. Puede parecer una velocidad ridícula comparada con la de los primeros hombres de la parrilla, pero su coche no era un Indycar sino un Corvette.

Y todo se transforma en mayor admiración cuando se conocen la historia de Sam y las condiciones en las que piloto.

Schimdt era piloto de la IRL, la categoría creada por Indianápolis para hacer la competencia a la CART y que al final acabaría absorbiéndola. Preparando la temporada 2000 en el Walt Disney World Speedway sufrió un espectacular accidente que le dejó tetrapléjico, como Frank Williams. De eso hace ya 16 años.

13256158_1016617235080639_569061770838924666_n.jpg

Schmidt no se amilanó. Se construyó una silla de ruedas con motores eléctricos y con ella se desplaza por los paddocks. Pero no por ello abandonó su idea de volver a conducir, la gran pasión a la que ha dedicado toda la vida.

Con la ayuda de Arrow Electronics, uno de los patrocinadores del equipo y más concretamente del coche de Hinchcliffe, Ball Aerospace y US Air Force Laboratories, el equipo Schmidt Paterson le ha preparado este especialísimo Corvette que no necesita pedales ni volante. Sam lo conduce con simples movimientos de su cabeza.

sam_schmidt_corvette_500_indycar.jpg

Cuatro sensores en su casco y unas cámaras infrarrojas le permiten dictar las órdenes moviendo la cabeza. Al inclinar la cabeza hacia los lados, da instrucciones a la dirección, Moviéndola hace delante, acelera.. Y para frenar lleva un sensor en la boca: la intensidad de la mordedura es lo que marca la pauta de la frenada.

Como medida de seguridad adicional, el Corvette SAM monta un dispositivo ligado al GPS para impedir que se acerque demasido a las vallas o frene demasiado tarde.

corvette_sam_indy.jpg

El Corvette lo denominan SAM. Ninguna referecia al nombre del piloto, sino las siglas de las palabras 'semi-autonomous motorcar'. Un vehículo modificado, como hemos visto, para conducirlo con el simple movimiento de la cabeza.

Tras 15 años, he podido volver a controlar un automóvil

Al bajar del coche tras dar su primera vuelta en 2014, Schmidt aseguró que había nacido de nuevo. "Tras 15 años, he podido volver a controlar un automóvil", dijo satisfecho.

Esta vez no se conocen declaraciones, pero la alegría fue tan inmensa que incluso se permitió marcar unos 'donuts' al finalizar su intento.

 

Una historia de superación

Schmidt –cuyo padre, Marvin, era piloto de off road y sufrió un grave accidente que le obligó a dos años de recuperación antes de volver a andar– se inspiró en su amigo Ralph Braun.

Cuando tenía seis años, a Ralph le diagnosticaron distrofia muscular y perdió el uso de sus piernas siendo adolescente. Utilizó una pequeña carretilla de granja para trasladarse y más adelante; con 25 años, construyó su primer scooter adaptado. Ralph fundó Braun Ability, que hoy tiene 900 empleados y fabrica diversos accesorios para mejorar la movilidad como elevadores para colocar las sillas de ruedas en los automóviles.

Braun llamó a Schmidt porque pensaba que era la imagen perfecta y le convirtió en socio. Tras el fallecimiento de Ralph, es el patrón de la empresa.

Schmidt es, ante todo, un emprendedor. Ha estado en multitud de negocios. Fue accionista de las gafas Arnette e hizo fortuna con negocios inmobiliaros en Las Vegas

13221110_1016617341747295_7721730762264292137_n.jpg

Para comentar o votar INICIA SESIÓN
1 comentario
Imagen de forgendro
Toda mi admiración. Ver que siendo tetrapléjico puedes conducir de esa manera... wow...
Usuario no registrado Queremos saber tu opinión
¿Nuevo en SoyMotor.com? ¡Bienvenido! Regístrate aquí para participar.
Scroll To Top