GP de Australia F1 2017
La bandera roja revoluciona la carrera

Análisis Estratégico GP Bélgica: La importancia de factores externos

Hamilton y Alonso grandes beneficiados; la vía principal de los equipos fueron dos paradas

AmpliarLa carrera estuvo marcada por la salida y la bandera roja - LaF1La carrera estuvo marcada por la salida y la bandera roja

La carrera se presentaba muy abierta, y es que, tras varias pruebas en las que sólo habíamos tenido dos juegos de neumáticos, toda vez que la goma más dura era casi residual, el hecho de traer el superblando a la carrera había supuesto que fuera un neumático de clasificación propiamente dicho, muy rápido, pero muy volátil. Esto ya tuvo sus efectos desde la misma jornada del sábado, pues algunos equipos de cabeza, como Mercedes, Ferrari y Red Bull, optaron por salir con el neumático blando, toda una declaración de intenciones. Así mismo, el neumático blando se suponía que iba a tener buen ritmo, pero una tasa de degradación algo alta, mientras que el medio se mantenía constante, pero un poco más lento. Había cartas para jugar una buena partida, todo estaba listo.

 

Tras la sesión de clasificación, estos eran los neumáticos que tenían los equipos para la carrera

Y esta había sido la trayectoria de uso de los equipos a lo largo del fin de semana

Los pilotos que salían en cabeza mantenían una situación muy parecida, en la que la única diferencia la aportaba Ricciardo, ya que tenía un juego de superblandos nuevo que podría suponer un comodín en caso de que fuera necesario atacar, así como Verstappen, quien al clasificar con superblando tenía dos juegos de blandos para hacer la carrera en torno a ese compuesto. Por detrás, Hamilton mantenía una situación bastante favorable, así como Alonso, con cinco juegos nuevos, lo que les iba a dar una cierta ayuda en caso de necesitarla.

Este fue el comportamiento de los neumáticos

En esta situación, el neumático superblando se mostró como un neumático no del todo bueno para la carrera, ya que el hecho de trabajar con alta carga le hacía incrementar su degradación, lo que obligaba a un mejor trato y una menor velocidad en curva, una opción no del todo buena para la primera fase de carrera. El blando, por su parte, sí que constituyó un neumático algo más productivo, ya que mantuvo los niveles de degradación y velocidad más o menos donde se esperaba, pero con una vida que se situaba en torno a las 18 vueltas, cinco menos que el medio, sin duda la opción más larga, pero de menores prestaciones y velocidad, especialmente en el sector central.

Estas fueron las estrategias que siguieron los equipos

Si bien la estrategia estaba llamada a ser un factor muy importante en esta carrera, el hecho de ver que los primeros nueve pilotos usaron estrategias diferentes explica de manera muy precisa esta situación. En base a la posición en su carrera, cada equipo buscó una combinación diferente, ya sea tener un neumático con suficiente espacio para gestionar con comodidad el tráfico, como podría ser la estrategia de Rosberg de hacer dos relevos con el medio, para avanzar en la zona central y consolidar posición sin problemas al final de la carrera, como Ricciardo, Hamilton o Hülkenberg, o para conseguir una estrategia diferente. Bajo todo ello se observa la presencia de la bandera roja, y su efecto en la carrera, pues generó una segunda carrera a 34 vueltas, en la que la elección principal fue blando – medio y una sola detención en boxes.

Esta fue la evolución de la pista a lo largo de la carrera

Por su parte, la evolución de la pista fue muy constante a lo largo de la carrera. La lluvia que había caído en el trazado a lo largo de la noche había tenido el efecto de limpiar una gran cantidad de goma, mayor que en otros trazados debido a la mayor microrugosidad de este asfaltado, cubierto durante muchas semanas por nieve a lo largo del año. Esto provocó que se llegara a una situación de casi 'reinicio', pero las carreras de soporte permitieron ofrecer unas mejores condiciones, que se fueron mejorando a lo largo de la carrera.

Paul Hembery indicaba acerca de la estrategia: "Fue una carrera de mucha acción donde vimos una amplia variedad de estrategias desde el mismo comienzo, con los tres compuestos comenzando en parrilla, y que se vio influenciada por los incidentes y la bandera roja. Nico Rosberg ganó la prueba con dos paradas, como habíamos previsto, gracias a que el neumático medio se vio muy efectivo en las inusualmente altas temperaturas de pista, lo que hizo de la gestión de neumáticos algo crucial. Los ocho primeros escogieron estrategias diferentes, incluyendo la impresionante actuación de Hamilton y Alonso, quienes escalaron toda la parrilla con estrategias diferentes".

 

SALIDA
Como siempre sucede en Spa, la salida iba a suponer un factor clave en la carrera, pero los efectos que tuvo en esta ocasión fueron mucho mayores de lo que nadie se podría haber imaginado. Y una gran cantidad de los incidentes que sucedieron tuvieron su origen en la lucha de los dos pilotos de Ferrari con Verstappen, y la maniobra de salida.

Una de las características que tiene la curva de La Source es que sólo permite el paso de un coche, debido a lo cerrado del ángulo de giro. Pues como se puede ver en la imagen de arriba, tanto Verstappen como Räikkönen y Vettel buscaron los tres el vértice a la vez, con el efecto inevitable de que se encontraron en el mismo punto de la pista. En esta situación la inercia perjudicó a Vettel, ya que el toque que dio Verstappen a Raikkonen fue absorbido por el monoplaza de Vettel, haciendo que trompeara a la salida de curva.

Además, los daños también fueron cuantiosos para estos dos pilotos, ya que Verstappen perdió la caja de flaps de su ala delantera, lo que hizo que tuviera que entrar en boxes, Räikkönen tuvo un pinchazo en la rueda trasera derecha, que dañó su monoplaza, y Vettel también tuvo desperfectos en su coche. Todos estos toques llenaron la pista de muchos restos, lo que hizo que varios pilotos tuvieran cortes en sus neumáticos, o que directamente se destrozaran, como el caso de Sainz, como se puede ver en la siguiente imagen. Así que con esta situación la posición de partida de la carrera iba a ser totalmente diferente, con posiciones mezcladas y mucha variedad.

 

UNA BANDERA ROJA QUE CAMBIA LA CARRERA

Pero esto no terminaba aquí, ya que dirección de carrera desplegaba el VSC para limpiar los trozos que había en pista, lo que aprovechó Massa para sacarse de encima el neumático superblando, dos vueltas que dieron paso a otras dos vueltas 'limpias' antes del accidente de Magnussen en la curva 4, muy intenso y que tuvo como consecuencia la salida del coche de seguridad. Mucho más acorde con el 'timing' para el relevo del neumático superblando, muchos pilotos optaron por cambiar sus neumáticos y colocar el medio, pero no todos entraron, ya que Hamilton y Alonso ya habían colocado este compuesto desde el inicio de carrera, con una vida estimada de más de 20 giros, tenían muchas vueltas todavía, así que fueron capaces de avanzar en pista muchas posiciones. En la vuelta 9 se decretaba la bandera roja y todos los coches entraban en boxes, lo que les daba una parada gratis con cambio de neumáticos, y sobre todo, que mantuvieran sus posiciones. Así que esto tuvo una trascendencia definitiva para la carrera, estábamos en una carrera totalmente diferente.

 

HAMILTON SALVA LA CARRERA

La carrera de Hamilton se presentaba muy complicada desde el mismo comienzo, ya que los problemas con los componentes al comienzo de la temporada le habían dejado en una situación de penalización obligatoria. Tras introducir una evolución en su unidad de potencia, Hamilton realizó varias sustituciones de motor, aprovechando el 'pague uno y llévese la tienda entera' que impera en la gestión de componentes, por lo que su carrera iba a estar poco menos que imposible. Pero las circunstancias le fueron favoreciendo, ya que en salida fue capaz de adelantar a diez pilotos y en apenas tres vueltas ya estaba en P11, y colocarse en P5 en diez vueltas y apenas tres adelantamientos. Una situación impensable, su monoplaza estaba bien, tenía por delante dos coches más lentos y estaba en igualdad, así que tras la reanudación no hubo problemas en darles caza para salvar la tercera posición final, mucho más de lo que podría haber soñado.

Esta tercera plaza tiene a su vez unas implicaciones mucho mayores, ya que ha evitado cualquier tipo de problema futuro con la fiabilidad y ha dejado en nada lo sucedido con los problemas de turbo y MGU-H, y sobre todo, sigue líder en el campeonato, posiblemente una carrera que le supondrá medio campeonato.

 

MASSA Y WILLIAMS IMPULSAN A ALONSO

En una situación muy parecida se encontró Fernando Alonso en la primera parte de la carrera. Saliendo desde el último lugar fue capaz de ir avanzando posiciones, aprovechando situaciones de carrera y realizando buenos movimientos para llegar a la bandera roja en cuarto lugar, pero muy por encima de posición, ya que en teoría, tanto los Williams, como Hamilton y Pérez eran más rápidos. No obstante, su carrera era con Toro Rosso y Haas, y en esta ocasión no había nada que perder.

La 'resalida' tenía como objetivo salvar las máximas posiciones posibles, y fue algo que consiguió gracias a la presencia de Massa y su Williams. Si bien el McLaren perdía mucha distancia en la recta Kemmel, en el virado sector central su velocidad ganaba muchos enteros, pues era capaz de sacar una ventaja de casi ocho décimas. En la jornada del sábado se había demostrado que era el tramo más crítico, donde había más capacidad para generar tiempo, pero lo que permitió su posición fue la poca velocidad del Williams en paso por curva. Pero a su vez Williams era un coche muy ofensivo, con alto desarrollo en recta, lo que hacía muy difícil adelantarle, así que ni adelantaba ni dejaba adelantar. Con el paso de las vueltas su distancia se fue reduciendo cada vez más, y primero Pérez y luego Vettel le pudieron dar caza, haciendo que Alonso no tuviera ninguna opción. Así que Alonso se vio muy favorecido por Massa, y lo que parecía una quimera el mismo jueves fuera una realidad el domingo.

 

Esto ha sido todo lo que nos ha dejado la carrera en el campo de las estrategias, una carrera activa, pero no con la influencia que podría haber tenido, neutralizada en gran parte por la bandera roja y la 'parada gratis' propiciada, pero una carrera en la que se volvió a poner de relieve la influencia de los factores externos, siempre decisivos. 

 

Usuario no registrado Queremos saber tu opinión
¿Nuevo en SoyMotor.com? ¡Bienvenido! Regístrate aquí para participar.
Scroll To Top